Música

De inmigrante cubana a cumplir su sueño artístico: Diana Ela asume con fortaleza su anhelo

La cantante fue una de las miles de inmigrantes que atravesaron Centroamérica y México con el fin de llegar a los Estados Unidos. Hoy, con su tema ‘Napami’, demuestra que no hay límites para los sueños.

Tenía 18 años cuando salió de su natal Cuba. El motivo principal era cumplir su sueño de ser una cantante con oportunidades para desarrollar su carrera artística con libertad de expresión.

Diana Ela fue una de las miles de inmigrantes cubanas que atravesaron Centroamérica y México con el fin de llegar a los Estados Unidos durante la crisis migratoria de caribeños que se dio entre los años 2015 y 2017. Diana Ela, ataviada con botas de hule, pantalón de mezclilla y una mochila al hombro cargó con todos sus sueños y sus anhelos.

Luchó brazo a brazo con sus compatriotas para poder vencer las vicisitudes que se les presentaron en el larguísimo camino. Cada frontera fue eso, un muro para ellos; pero la esperanza de esta jovencita no tenía límites y así, desde hace un año, se convirtió no solo en residente estadounidense, sino que ahora recoge los frutos de su tesón.

Hoy, vestida totalmente diferente, con tacones altos, un hermoso vestido, un maquillaje perfecto y una elegancia envidiable, Diana Ela regresó a Costa Rica con un semblante distinto. Su regreso a suelo tico fue con todas las de la ley, lo opuesto a aquella experiencia como inmigrante de paso.

“Fue una travesía de más de dos meses pasar por Centroamérica. Dentro de todo lo malo que me sucedió en el camino, lo mejor que me pasó fue estar en Costa Rica porque los ticos me atendieron superbien, venía en plan de inmigrante, pero la actitud nunca cambió hacia mí. Los costarricenses son un ejemplo porque no en todos los lugares te tratan tan bien como lo hicieron conmigo en aquella ocasión”, recordó la ahora cantante.

“Lamentablemente, en nuestro país no hay oportunidad para desarrollar lo que queremos, no hay oportunidades económicas y no podemos expresarnos libremente”, afirmó Diana Ela.

Justamente, la cubana volvió a nuestro país para promocionar su debut como artista. Napami es el nombre de la canción con la cual rompe ahora las fronteras de la música internacional, con un sabor urbano, una letra clara y sensual es que la intérprete irrumpió en las plataformas digitales y en radios.

“Estamos en el momento justo para las mujeres en cualquier ámbito, el talento femenino es demasiado. Yo quiero ser una artista íntegra, bailar, cantar y entretener a las personas. Mis canciones van a tener un sello distintivo, un ritmo que me va a identificar”, explicó la cantante sobre el trabajo que tiene por delante.

Diana Ela afirma que no quiere ser solo una cantante urbana ya que su pasión es la balada romántica. Insiste en que cuida mucho de la lírica de sus temas ya que busca que la escuchen desde niños hasta adultos. “Para hacer una canción exitosa no es necesario que esté llena de palabras obscenas”, reflexiona.

Metas

De carácter fuerte, pero a la vez sensible y dulce, Diana Ela afirma que apenas está dando los primeros pasos en un camino que espera la lleve a cumplir muchas metas. Al menos hasta ahora, todas las que se ha propuesto las ha logrado.

“Cuando salí de mi país me fui para Ecuador, luego vino la necesidad de llegar a Estados Unidos. Ya en Norteamérica tocó ponerse de frente al trabajo, tocar puertas y seguir luchando aún más”, recuerda la artista.

Con su experiencia en modelaje y como presentadora de televisión, la joven explotó su talento para llamar la atención de productores y lo logró y consiguió firmar contrato con la compañía Vibe Records.

Ahora sueña con llevar a sus papás a vivir con ella en Estados Unidos, pero sabe, por experiencia propia, que para lograrlo hay un proceso complicado en el medio; sin embargo, como siempre en su vida no pierde las esperanzas de lograrlo.

Mientras alcanza ese otro sueño, la joven no deja de trabajar. Ya grabó otras dos canciones y apunta a que su cuarto sencillo sea una colaboración con algún artista internacional. En diciembre de este año volverá a Ecuador para ser parte de la Teletón de dicho país y en el 2019 realizará una gira de medios por España.

“Después de tanto trabajo y sufrimiento, luego de casi tres años de lucha puedo decir que los sueños se cumplen. A las personas que creen que no se puede alcanzar algo, les digo que no hay nada imposible, que todo lo que sueñas lo puedes cumplir si le pones todo tu empeño”, finalizó la artista.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.