Carlos Soto Campos. 19 junio, 2016
Porras también da clases de música. Pedro Rey para La Nación.
Porras también da clases de música. Pedro Rey para La Nación.

“Yo no me hago publicidad. Será timidez, pero nunca andaba buscando fama, hay cosas que llegan solas, inesperadas”, confiesa William Porras, al teléfono. Una corta charla basta para entender que su carrera es digna de una buena revisión.

Por ejemplo, en 1971, a los 16 años, Porras dirigió a la Orquesta Sinfónica Nacional, mientras esta interpretaba Amor, una composición suya. A partir de entonces, su música ha acompañado a los costarricenses de distintas formas.

Su carrera será celebrada este lunes 20 de junio con un concierto de gala en la Sala María Clara Cullell de la Escuela de Artes Musicales, en la Universidad de Costa Rica (San Pedro).

Esta presentaión empezará a las 7 p.m. y la entrada será gratuita. El cupo será limitado, por lo que se aconseja llegar con tiempo para reservar un espacio.

En el concierto se resumirán más de 40 años de carrera y se celebrarán los 60 años de vida que cumplirá Porras el 27 de junio.

Ritmos tropicales, tango, piezas para chelo y composiciones de piano serán parte del repertorio del concierto, en el que participarán músicos como su hermano, el clarinetista Daniel Porras, y la violinista Lourdes Lobo.

William Porras cerrará el concierto con una interpretación de Sonata para un atardecer.

Esta pieza semiclásica fue la #1 seis semanas seguidas en Radio Titania, en 1979, el mismo año en que Porras obtuvo el primer título de compositor otorgado por la Universidad de Costa Rica.

Pasado. Su música comercial ha estado presente en distintas épocas. En los años 80 y 90, hizo los jingles de las emisoras Radio 2 y Columbia Estéreo, el de Numar (“el sabor de vivir”) y la música del anuncio La hora del abrazo de la campaña de Abel Pacheco.

En 1974 recibió el Premio Áncora en música y en el 2002, un Premio ACAM de composición.

Actualmente trabaja como profesor desde su casa y para el Ministerio de Educación.