Jessica Rojas Ch..   8 noviembre, 2020
La canción 'Que el viento sople a tu favor' unió a músicos del sector privado con sus colegas de la Orquesta Sinfónica Nacional en un proyecto compartido. Foto: Cortesía/Ultrasonic Magazine.

El charro Gabriel Morúa compartió escena con la cantante romántica Shirley Ortiz; la reconocible voz del roquero Pato Barraza se hizo una con el violín de Ricardo Ramírez, de Éditus. Fofo Madrigal, de Los Ajenos, tocó su saxofón al lado del experimentado contrabajista Carlos Luis Vives, de la Orquesta Sinfónica Nacional. Parecen escenas salidas de la irrealidad, pero no: estos son parte de los más de 150 artistas se unieron para grabar una canción y un video que muestran a un gremio solidario y que busca, por medio del arte, dar un mensaje positivo en medio de la adversidad.

Se trata del tema Que el viento sople a tu favor, canción que se estrenó la noche de este domingo 8 de noviembr.

Músicos provenientes tanto del sector privado como del público decidieron sumarse a la campaña #AsíSuenaUnPaísUnido. Intérpretes de diferentes géneros como el rock, las baladas, el pop, las rancheras, la lírica y hasta la música tropical se unieron a los músicos de la Orquesta Sinfónica Nacional en una selección poco convencional que demuestra que no hay etiquetas cuando se busca de que el arte alcance a todos.

Que el viento sople a tu favor, es obra de los compositores Majo León, Bernardo Quesada y Alejandro Castro, quienes vieron en una canción la oportunidad de demostrar la unión de los artistas nacionales, aún en medio de las circunstancias difíciles que el país, y su propio gremio, enfrenta en la actualidad.

Ver más!

Es tan variopinta esta selección que en cada escena del video uno se sorprende de ver los acoples que se lograron entre músicos y cantantes. Ver a Luisga (Los Ajenos) cantar a toda voz el coro del tema acompañado de Tapón, Steven Sibaja y Eduardo Aguirre y en otra escena a Luis Montalbert (Gandhi) haciendo lo mismo al lado de Bernardo Quesada, Eduardo Quesada y Marko Jara, de verdad que provoca emociones. Incluso, Marvin Araya, director de la Filarmónica de Costa Rica, está presente pero esta vez no desde un podio dirigiendo, sino sentado en una silla como uno más del ensamble de la Sinfónica.

Las voces femeninas también son grandes protagonistas de esta iniciativa. Desde la experimentada Marta Fonseca hasta la joven Sharon Abarca, pasando por las hermanas Iriabelle y Vanessa González y por vocalistas de distintas influencias como Xiomara Ramírez, Angie Valverde, Charlene Stewart, Arlene Elizondo, Karina Severino, María Fernanda León, Natalia Monge y Avi, todas le ponen su sello a la interpretación.

La lista de participantes sigue con grandes cantantes y músicos que dijeron presentes para mostrar que el gremio está unido: Allan Estrada, Alonso Ramos, Andrés Bustamante, Ariel D Vera, Bernal Villegas, Carlos Guzmán, Carlos ‘Tapado’ Vargas, Chillax, Coro Infantil del Instituto Nacional de la Música, Danilo Guzmán, David Elizondo (indígena maleku), David Nick, Duvalier Quirós, Edín Solís, Enrique Dodero, Esteban Ramírez, Estradda, Gastón Guevara, Humberto Vargas, Jam Sanabria, Jecsinior Jara, Jim & Joy, Joaquín Yglesias, Jorge Rodríguez, José Cañas, José Mata, Kendall Berrocal, Kin Rivera Jr., Luis Alonso Naranjo, Luis Ángel Monge, Manuel Obregón, Masterkey, Pedro Capmany, Rodolfo González, Sebas Guillém, Sinca, Solón Sirias, Sonia Bruno y Valentina Cañas.

El audiovisual combina las imágenes de los artistas interpretando la canción con tomas de la naturaleza y las costumbres costarricenses, además refleja valores como el trabajo y el amor por la familia. También aprovecha un espacio para rendirle homenaje a los trabajadores de la salud que afrontan la pandemia desde sus trincheras.

Cantantes como Luis Montalbert, Eduardo Quesada, Marko Jara y Bernardo Quesada son algunos de los que se sumaron a la iniciativa, demostrando así la variedad de géneros que están representados en el grupo. Foto: Cortesía/Ultrasonic Magazine.

Una idea, muchos cómplices

La idea inicial fue del músico y productor de CR Music Alejandro Castro, quien, al principio de la pandemia y al ver que el gremio musical estaba desprotegido, sintió la necesidad de juntar a sus colegas para buscar soluciones, dada la complicada situación económica del sector. Todo comenzó en un chat de WhatsApp en el cual agregó a muchos artistas a quienes les propuso reaccionar.

“Hicimos un grupo de trabajo entre varios compositores, nos metimos al estudio de grabación a destacar ideas. Buscamos la manera de hacer algo atemporal, que no solo encajara en tiempos de pandemia o de covid, sino que para quien escuche la canción tenga una relevancia en cualquier momento", explicó Castro.

“Al ver esta alianza público-privada nos damos cuenta de que existe un gremio que no habíamos magnificado qué tanto músculo podía tener junto. Es sorprendente ver al concertino de la Sinfónica Nacional y a la imagen siguiente a un charro y luego a un roquero, todos en pro y beneficio de algo que siempre ha estado y que es dejar de lado la lucha social de alejar las partes que tienen como patrono al Estado del sector privado. En esta alianza demostramos que todos somos artistas y que todos pasamos dificultades en algún momento”, agregó Castro.

Es así como de esta idea que nació del corazón de unos cuantos creció una semilla que conquistó a muchos que se sumaron al proyecto a tal punto de crear este equipo de trabajo que incluye a artistas de muchos géneros, generaciones y estilo.

Música popular, clásica, tropical, pop, rock... exponentes de varios géneros de la música nacional se unieron en la canción. Foto: Cortesía Ultrasonic Magazine.

En el trayecto se incorporaron otros actores como la Fundación Sonar, Luis Sanabria de Código Cultura, Fofo Madrigal de La Talentoteca y el grupo de empresarios de la iniciativa Solo Unidos Saldremos Adelante; todos aportaron conocimientos, acciones y contactos al proyecto.

“El trabajo es una combinación de muchos estilos. En el video se ve a los músicos de la Orquesta que salen con sus trajes de gala tocando al lado de muchos artistas con sus formas y estilos dierentes. Queremos demostrar esa unión que se logró al hacer una alianza público-privada, queremos llevar ese mensaje de que aunque hay muchas propuestas distintas y todos trabajan a su ritmo, podemos juntos afrontar la adversidad”, expresó Irene Monterroso, artista de la Sinfónica y también presidenta de la Fundación Sonar.

El visual se grabó en junio de este año con la colaboración de Fokus en la producción y bajo los protocolos sanitarios dictados hasta ese momento, explicó el colectivo en un comunicado de prensa.

La obra

El cantautor Bernardo Quesada recordó que antes de que comenzara la pandemia viajó a Costa Rica (él residía en México desde hace más de ocho años) a atender unos asuntos de su música. El viaje iba a ser por una semana y luego regresaría a su casa, pero la crisis sanitaria se lo impidió.

La situación de Bernardo en el país se vio complicada porque además de que no podía regresar a su casa, tuvo que dejar su trabajo en México e instalarse de manera improvisada en Costa Rica. Recuerda Bernardo que en medio de la realidad compleja de los artistas en el país y el no poder trabajar, cayó en una depresión.

Steven Sibaja, Luisga y Eduardo Aguirre compartieron una de las escenas del video. Foto: Cortesía/Ultrasonic Magazine

Cierto día su amigo y colega Alejandro Castro lo contactó para animarlo y para presentarle la idea que tenía. “Me dijo que tenía la oportunidad de hacer una canción y grabarla con la Orquesta Sinfónica Nacional, me dijo que quería que la compusiera yo”, recordó Quesada.

En el camino se incorporó la compositora colombiana Majo León y entre los tres formaron ese primer equipo de trabajo. “La canción es el legítimo ‘hablarle a Pedro para que entienda Juan’ en un momento en que yo no tenía ni ropa y me encontraba refugiado en la casa de mi madre; la canción se empezó con nada más que la esperanza de que esto funcionara y terminamos teniendo acceso a la máxima representación de la música académica donde están los mejores intérpretes de la música clásica costarricense”, agregó el compositor.

Para el artista, Que el viento sople a tu favor es una catarsis de los músicos para los músicos, pero también para la sociedad costarricense. “Lo que esta canción pone ante sus sentidos constituye el verdadero valor que tiene el arte en la civilización humana, constituye un manifiesto de los músicos costarricenses tanto del sector privado como del público ante la sociedad civil y la clase política, ante los círculos económicos y las grandes cámaras de comercio sobre la importancia absoluta que tiene el arte en la construcción de la civilización humana”, aseveró el compositor.

“Queríamos hacer una canción de esperanza que invitara a la gente a saber que hay algo positivo a pesar de la situación tan difícil que estamos viviendo. La primera pregunta que nos hicimos al empezar el trabajo fue que si en algún momento alguien se había esperado que pasáramos por esto tan raro que estamos viviendo de estar alejados de nuestros seres queridos, sin contacto, sin besos y sin abrazos, pero en medio de todo, sabemos que en algún momento volveremos a retomar la vida como la conocíamos", agregó Majo León.

La canción Que el viento sople a tu favor estará disponible en el canal de YouTube CR MUSIC, y en múltiples plataformas de artistas, medios y colaboradores que trabajan a una sola voz para contagiar a los costarricenses de una actitud proactiva y solidaria.

La experiencia de Manuel Obregón al piano y Edín Solís en la guitarra también sumaron a la canción. Foto: Cortesía/Ultrasonic Magazine