Ginnette Monge C.. 14 febrero, 2015

Maquillaje de uñas con Incoco

En febrero, todo gira en torno al amor. Los flechazos de Cupido dejan su huella hasta en la decoración de las uñas, que se vuelve mucho más romántica durante este mes.

Los diseños de temporada están llenos de corazones, rosas, labios, globos, sobres de cartas y figuras que simulan ser encaje. Predomina también el uso de colores asociados con el romance y la celebración, como el rojo, el fucsia y el dorado.

Formas de moda. “Que el corazón no se pase de moda”, pedía el cantante español Joaquín Sabina en una de sus canciones. Su deseo sehizo realidad; por lo menos en lo que se trata del manicure de San Valentín.

El órgano más importante del cuerpo se dibuja en las uñas como un símbolo de amor eterno. Su color y tamaño cambian según el deseo de la mujer.

Aunque son los corazones los que predominan en este tipo de diseños, se utilizan también otras figuras alusivas a la festividad, como labios, rosas, globos y cartas de amor.

¿Cómo lograr esos acabados? Las manicuristas más habilidosas son capaces de dibujarlas con gran precisión o de utilizar sellos para conseguir los diseños finales.

Otra opción consiste en utilizar los esmaltes adhesivos, que se pegan en las uñas como si fuera una calcomanía. Traen estampados que simulan ser trozos de encaje, explica Gabriel Fonseca, gerente de Incoco.

Tonos de temporada. El rojo es el color del amor. No sorprende, por tanto, que sea el más utilizado en los diseños de uñas alusivos a San Valentín.

La paleta de tonos se complementa con algunas de sus derivaciones, como el rosado claro y el encendido fucsia, asegura Hanny Fuentes, manicurista de Acxess Salon.

Se utilizan también algunos tonos secundarios que logran producir un mayor contraste. El blanco y el dorado sirven para crear acentos en el diseño.