Andrés Díaz P.. 12 junio, 2018

Nintendo cerró el ciclo de conferencias previo a la convención E3 con una demostración a profundidad del próximo Super Smash: Ultimate.

La nueva adhesión del videojuego de peleas estará disponible a partir del próximo 7 de diciembre y tendrá un precio de $59. Los japoneses no escatimaron en detalles de este título, que contará con más de 60 peleadores, e incluso Nintendo afirmó que cualquier personaje que haya salido alguna vez dentro de la saga estará a disposición del usuario.

Eso sí, el jugador empezará con apenas un puñado de luchadores y posteriormente desbloquerá a más participantes para que se incorporen al combate.

Sobre sus apartados técnicos y contenidos se reiteró que el juego seguirá siendo compatible con los amiibo (figuras de colección de Nintendo).

Además, retendrá el modo para hasta ocho jugadores, que será compatible con una amplia gama de controles (incluido el mando de Gamecube) y que su resolución será de 1080p y 60 fps, cuando se juegue en el dock y de 720p y 60 fps cuando se utilice la consola en su modo portátil.

Más videojuegos.

Nintendo también aprovechó para mostrar Super Mario Party, el popular título de minigames que llegará al mercado el 5 de octubre.

Super Mario Party es un título ideal para jugar en compañía y esta nueva entrega usará las características de la última consola de Nintendo como las sensibilidad de los controles y, además, los jugadores tendrán la posibilidad de juntar las consolas para hacer una sola pantalla.

Esta será la primera entrega que tendrá la franquicia en un largo tiempo. Mario Party 10, el último apartado de esta popular saga de videojuego se estrenó en el 2015 para el Nintendo Wii U.

Otra de las novedades de la conferencia fue el anuncio del videojuego australiano Hollow Knight para el Switch. Este título ya está disponible en la tienda virtual de la consola japonesa.

Como se esperaba, Fortnite ya llegó al Nintendo Switch y será multiplataforma. Es decir, los usuarios de la consola japonesa podrán competir ante jugadores de plataformas móviles, Xbox y PC. El único que no se quiso unir a la fiesta fue Sony. Lástima por los usuarios de PlayStation 4.

Grandes ausentes

Nintendo parece que se dejó mucho en el tintero. Para empezar no se vio nada del último Metroid Prime, cuyo anuncio el año anterior fue muy bien recibido por la comunidad. Tampoco hubo noticia del próximo título de Yoshi, el cual, supuestamente saldrá para finales de año.

Los japoneses se guardaron el porvenir de las plataformas de streaming como Youtube o Netflix, así como las características del sistema para jugar en línea.