Andrés Díaz P.. 20 febrero

Esta semana se estrenó por medio de Netflix la adaptación live action del popular animé Fullmetal Alchemist, el cual ganó popularidad desde hace 15 años cuando se estrenó el animé.

Para los poco entendidos del género, un live-action es una película que adapta la historia de un animé con actores de carne y hueso. Como era de esperarse, había mucha expectativa entre los fanáticos que ansiaban ver a los protagonistas, los hermanos Elric, en carne, hueso y metal

Sin embargo, la producción realizada por Warner Bros Japón no complació al grueso de los aficionados del manga creada por Hiromu Arakawa, pues entre los más fiebres del manga y el animé aseguran que la cinta se queda corta y no le hace honor al material original.

Mientras el alquimista Edward Elric busca la manera de recuperar el cuerpo de su hermano, el Gobierno y unos extraños monstruos los vigilan de cerca. Foto: Netflix
Mientras el alquimista Edward Elric busca la manera de recuperar el cuerpo de su hermano, el Gobierno y unos extraños monstruos los vigilan de cerca. Foto: Netflix
La historia

Fullmetal Alchemist es una leyenda dentro de la cultura pop, pues ha vendido más 70 millones de copias en todo el mundo.

A grandes rasgos, la trama gira alrededor de los hermanos Elric, dos talentosos alquimistas que buscan la piedra filosofal para recuperar sus cuerpos, que perdieron en un terrible accidente de alquimia.

La historia arranca cuando los Elric se embarcan en un peligroso y prohibido proyecto de alquimia humana con el fin de resucitar a su mamá.

Por desgracia para los protagonistas, las cosas no salieron como se habían planeado y el hermano menor, Alphonse, pierde todo su cuerpo, mientras que el mayor, Edward, se queda sin un brazo y una pierna.

El alma de Alphonse permaneció atrapada en una armadura de acero mientras que Edward quedó con dos prótesis de metal.

A medida que avanza la historia, los Elric aprenden que para volver a ser “normales” deben recuperar la Piedra Filosofal, para eso se unen a un cuerpo similar al ejército dentro del Gobierno, bajo el pretexto de ser alquimistas del Estado los hermanos viajan alrededor de distintas regiones para dar con la cura de todos sus males.

¿Qué salió mal?

La película no es del todo un desastre. Hay escenas bien logrados por parte del director Fumihiko Sori, quien logró dar con un ambiente urbano europeo, bastante similar al que se utiliza en el animé y en el manga.

También, la producción hizo un buen trabajo en elegir un vestuario que vaya para replicar a los personajes dentro del animé.

Las coreografías realizadas por los autores logran dar en el blanco en la mayoría de las escenas de acción, las cuales están bien logradas. Eso sí, los efectos especiales están muy por debajo del estándar que Hollywood nos tiene acostumbrados.

Lo que más resienten los conocedores del tema es la manera en la que la película dirigida por Fumihiko Sori corta muchos de los eventos ocurridos dentro del material. Sin lugar a dudas, es muy difícil condensar una serie de 50 capítulos en apenas dos horas.

Usted puede ver los dos animés de Fullmetal Alchemist por medio de Netflix o Crunchy Roll.
Fullmetal Alchemist. Netflix.
Fullmetal Alchemist. Netflix.

La película al final no logra emitir la evolución, que tienen los hermanos a lo largo del trayecto y el sentimiento de culpa que carga el mayor por haber intentado revivir a su madre. Esto en parte por el actor principal, Ryosuke Yamada, quien es popular en Japón por protagonizar telenovelas y cantar en la banda de pop Hey! Say! Jump.

Esta producción se enfoca en contar algo más directo los personajes casi no tienen progresión tampoco hay un respiro para apreciar las múltiples locaciones que visisitan los protagnoistas. Por su parte, los personajes secundarios como Roy Mustang, Capitán Hughes, el profesor Shou Tucker y Winry tienen poco espacio de pantalla para desarrollar que se sienta la importancia de sus personajes.

Además,la historia omite la aparición de Hohenheim y Scar, dos personajes cuyo peso en el desarrollo de la trama es fundamental.

Fotos: Netflix Fullmetal Alchemist. Netflix. Mientras el alquimista Edward Elric busca la manera de recuperar el cuerpo de su hermano, el Gobierno y unos extraños monstruos los vigilan de cerca.
Fotos: Netflix Fullmetal Alchemist. Netflix. Mientras el alquimista Edward Elric busca la manera de recuperar el cuerpo de su hermano, el Gobierno y unos extraños monstruos los vigilan de cerca.
Los live actions casi nunca aciertan

El nivel de la adaptación de Fullmetal Alchemist no es tan desastrosa como el live action de Death Note, pero aún así se une a una larga lista decepciones encabezada por adaptaciones como Dragon Ball Evolution, Fist of the North Star, Attack on Titan. Estos ejemplos han sido masacrados por la crítica especializada e ignorados por los amantes más fieles de las producciones animadas japonesas.

La única excepción a la regla ha sido Kenshin, la cual se enfoca en los hechos ocurridos en el animé de Samurai X, esta si vale la pena verla.

Véala: La película Fullmetal Alchemist ya está disponible en Netflix.