Fernando Chaves Espinach.   17 enero, 2018

Tras ocho años de influyente trabajo, el Festival Internacional de Diseño (FID) no celebrará su tradicional evento masivo de marzo en la Antigua Aduana.

Según los gestores del encuentro, tal decisión responde a una "nueva etapa" de la organización, según anunció este miércoles en su página de Facebook.

El FID se ha consolidado como el principal encuentro de diseño en la región centroamericana, destacado por atraer a Costa Rica a figuras de peso global como Spencer Tunick, Agatha Ruiz de la Prada, Oliviero Toscani y Lance Wyman.

Ante audiencias de 2.000 personas, han ofrecido conferencias sobre sus procesos de trabajo, talleres y encuentros personales con diseñadores, innovadores y artistas locales.

Ver más!

¿Significa esto que el FID desaparece? "No, para nada. Es parte de un proceso de evolución del FID. se habían logrado muchísimos objetivos alrededor de la comunidad de diseño y la creatividad costarricense y regional", aseguró Paco Cervilla, cofundador del FID, en entrevista con Viva.

Cervilla afirmó que la decisión de pausar el evento tampoco se debe a la falta de recursos o de patrocinadores. "Era una decisión tomada desde el año pasado. Sabíamos desde el año pasado que no lo íbamos a realizar", dijo. Entre otros factores importantes, la Antigua Aduana, sede del evento desde su tercera edición, se encuentra en remodelación.

Según Cervilla, el anuncio corresponde a una transformación del ámbito de acción del FID, pero no de sus objetivos. En Facebook, el FID anunció una alianza con el Copenhague Institute of Interaction Design para "diseñar mejores formas de abordar problemáticas de cara a un futuro incierto, pero trabajando para que sea más igualitario, más sostenible y más humano". Los detalles se anunciarán posteriormente.

¿Quedará abierta la posibilidad para futuros eventos masivos del FID? "Creo que es una cuestión muy precipitada decirlo en este momento. Quiero que la gente entienda que es un paso más. El FID va hacia llevar el diseño y la innovación a todos los sectores que se puedan: no gubernamentales, el Estado, las empresas... (Se trata de pensar) cómo podemos generar este acceso hacia el pensamiento de diseño como herramienta estratégica para mejorar sociedad en general", explicó Cervilla.