Cine

'La pasión de Nella Barrantes', el nuevo reto fílmico de Nicolás Pacheco

Largometraje nacional, aún en desarrollo, es una comedia ambientada en una procesión religiosa. Se estrenará en 2019

Del drama a la comedia. Ese es el giro que dará Nicolás Pacheco en lo que será su segunda aventura en la pantalla grande: La pasión de Nella Barrantes.

El cineasta tico, quien debutó en el cine con el largometraje Rosado furia (2014)–rodado en la lejana Singapur–, se afinca ahora en suelo costarricense para contar una pintoresca y divertida historia: la de una chica un poco trastornada.

La Pasión de Nella Barrantes es el relato de una joven que le toca hacer el papel de María, madre de Jesús, en una procesión religiosa.

Todo bien con eso, hasta que al notar como la gente la venera durante el recorrido a la chica se le empiezan "a cruzar los cables" y comienza a creer que tiene una vocación divina.

La cinta de Pacheco es uno de los proyectos favorecidos con el fondo nacional El Fauno 2017 y, para su etapa de desarrollo, ya recibió empujones del programa Proartes e Ibermedia.

Pacheco la tiene clara y se muestra muy ilusionado con el futuro de su llamativo filme: los ¢30 millones otorgados por El Fauno, hace dos semanas, "ponen más cerca a la película de la audiencia", específicamente en abril del 2019, cuando se planea su estreno.

¿Qué pretende transmitir a la audiencia tica e internacional con la nueva película?

Con La Pasión de Nella Barrantes queremos hacer una película ágil y entretenida. No sobre contemplaciones, ni paisajes. Lo que queremos es que la audiencia se vaya con Nella en su viaje y su locura. Qué se sienta incomoda. Que se ría. Que se reconozca y reconozca su mundo. Y así que se apropie de ella.

"Estamos haciendo una peli 100% tica. Queremos reflejar nuestra idiosincrasia a través del personaje de Nella, la gente con la que se topa, los lugares a los que va y las situaciones en las que se encuentra. Por eso la película se filmará en Costa Rica en su totalidad".

¿Hace cuánto comenzó a gestarse la idea? ¿Cómo nació?

Comenzamos a trabajar en este proyecto hace cuatro años. La idea nace después de que volví de Singapur y haber hecho Rosado furia. En ese momento sentí la necesidad de explorar el lugar de donde vengo.

"Al llegar del extranjero, uno tiene la dicha de notar las cosas que nos hacen diferentes al resto del mundo, como nuestras creencias, tradiciones y contradicciones. La manera de expresar los afectos, las inseguridades, los sueños y los deseos".

¿Por qué una comedia? Me parece un salto radical con respecto a la propuesta de su primera película.

Pensamos que una comedia es una gran oportunidad para conectar con la audiencia y poder hablar de temas como el rol de la religión en la sociedad y las brechas sociales, sin que se vuelva discursivo.

"A veces los ticos nos cuesta hablar de algunas cosas por miedo a que la gente se ofenda y nos parece que el cine, y en ese sentido esta película, es un excelente vehículo para traer algunos de esos temas a la mesa".

¿En qué parte del proceso fílmico va el proyecto?

En este momento estamos cerrando la última versión del guión y consiguiendo el resto del financiamiento para poder grabar en abril del 2018. Además, el resto de este año nos vamos a dedicar a cerrar los integrantes del elenco. Próximamente, vamos a tener más información sobre eso en el Facebook de Complot Media –empresa productora del filme-.

Después de Rosado Furia ¿Cuánto ha madurado como cineasta Nicolás Pacheco?

Para mí Rosado furia fue una gran escuela. Ya han pasado tres años desde que la presentamos. Pero han pasado más de seis años desde que la filmamos. Y más allá de sus aciertos y sus errores, tuve la oportunidad en ese tiempo de aprender mucho sobre mí y la manera en que quiero hacer esta siguiente película.

"Hacer una película, de cualquier manera que se vea, es un esfuerzo gigantesco que se toma años de la vida de uno. Es también una de las cosas más lindas y complejas que uno puede hacer en equipo, y es increíble ver cómo la colaboración te lleva a lugares que jamás uno se hubiera imaginado".

Específicamente ¿qué ganó usted con Rosado furia?

Una de las experiencias que más agradezco, al haber presentado Rosado Furia al público, fue encontrar a la gente que se apropió de ella, que la hizo suya. Que logró conectar e identificarse. Y por eso es que ahora, junto a la productora de La pasión de Nella Barrantes– Camila Yglesias–, nos mandamos en esta aventura en la búsqueda de esa conexión. Esta vez mucho mejor preparados y mejor acompañados.

"La nueva película tiene sus propias dificultades y sus propias virtudes, muy diferentes a Rosado furia. Cada proyecto es su propio mundo y en ese sentido llevamos casi cuatro años preparándonos para hacer este nuevo reto".

Alexánder Sánchez

Alexánder Sánchez

Periodista del suplemento Viva de La Nación. Bachiller en Periodismo de la Universidad de Costa Rica. Su formación académica la complementó con trabajos estudiantiles en medios de comunicación universitarios.