Cine

‘Agosto’, filme coproducido por Costa Rica, relata el crudo drama de los balseros cubanos

A través de los ojos de un adolescente, la nueva cinta muestra la crisis que llevó a miles de isleños a retar al mar para intentar llegar a EE.UU. El filme se estrenó el jueves en los cines ticos

Es el verano de 1994 y Carlos es un joven cubano que deambula despreocupado por las calles de La Habana. Está experimentando el amor por primera vez y poco piensa en el incierto futuro de su país.

A Carlos nada parece inquietarlo, hasta que uno por uno sus amigos comienzan a marcharse de la isla buscando una vida mejor.

El filme Agosto retrata una de las principales crisis que ha vivido Cuba, en la que miles de balseros intentaron llegar a Estados Unidos en medio del llamado Período Especial, cuando el gobierno de Fidel Castro perdió a uno de sus principales aliados tras el fin de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS).

Al ver cómo las amistades se rompen y las familias se separan, el mundo de Carlos empieza a desmoronarse. La incertidumbre de aquel caluroso verano, de mediados de los 90, golpea cada aspecto de su vida.

El filme, dirigido por el cubano Armando Capó, es una coproducción cubana, costarricense y francesa, que luego de su exitoso paso por diferentes festivales alrededor del mundo ya está disponible en los cines costarricenses. Específicamente, usted puede ver Agosto en la pantalla del Cine Magaly, Cinépolis Lindora y Terramall.

Agosto, tal como se describe al principio de este artículo, es un relato sensible desde la mirada de Carlos, quien vive con sus padres y abuela. Cuando el joven observa cómo inmigrantes ilegales se embarcan en una peligrosa aventura hacia Estados Unidos, no imagina cuánto impactará su existencia.

“Es un cine latinoamericano e internacional que, desde una historia local, refleja temas globales. Varios críticos de cine han hablado de Agosto como una película honesta, su perspectiva es en primera persona, basada en los recuerdos y experiencias agridulces del propio director, es simple y a la vez llena de detalles simbólicos. Es también un acto de recuperar la historia y de compartir una realidad poco explorada en nuestro cine latinoamericano”, afirma el comunicado del cine Magaly.

Esta historia cuenta con la participación de la productora costarricense Marcela Esquivel Jiménez, de La Feria Producciones, responsable de películas nacionales como Princesas Rojas, El Baile de La Gacela y Medea, y quien estudió cine en Cuba.

Proyecto universal

Tal como lo adelantó el cine Magaly, Agosto fue escrita por Abel Arcos y Armando Capó. Está basada en las memorias de ambos, de los hechos que sucedieron en Cuba en el inicio de las vacaciones de agosto de 1994.

“En esas vacaciones pasó todo lo que se cuenta en la película: la playa se llenó de balseros, la gente construía balsas y todos convivíamos en aquél pueblo costero, sin que yo, a mi corta edad, me diera cuenta de lo que aquello significaba”, le dijo el director a Ibermedia.

Con el guion de Agosto en manos, sus productores plantearon una estrategia para conseguir fondos y así poder llevar esta historia a la pantalla grande. Fue allí donde el proyecto comenzó a tomar tintes ‘universales’, pues fondos económicos de todo el mundo lograron que la película se convirtiera en una realidad.

Agosto logró su primer apoyo económico en el Festival de Cine de San Sebastián y, posteriormente, consiguió más recursos de Sundance y el Programa de Nuevas Miradas de la EICTV.

Sin embargo, el aporte económico más significativo surgió del Fondo Ibermedia. Además, otro impulso surgió de un espacio del Festival de Cine de Cannes, en el que Francia se sumó en calidad de país coproductor. Este nuevo socio le permitió al proyecto tener acceso al fondo de la Región Ile de France.

Además, Agosto contó con el apoyo del Fondo Noruego para el Cine Cubano y GoCuba World Cinema Amsterdam, así como una exitosa campaña de crowdfunding en la que personas de todo el orbe donaron para filmar la película.

Agosto tuvo su estreno internacional en los festivales de cine de Toronto y San Sebastián, en el 2019, y luego ganó el Premio Coral a la mejor Ópera Prima en el Festival de Cine de La Habana. Posteriormente, en el Festival Latino de Seattle, fue coronada como la mejor película del certamen.

En el 2020, Agosto reta los estragos de la pandemia y hace un exitoso recorrido por casi 100 festivales en todo el mundo. Todo para finalmente desembarcar en Costa Rica, con la esperanza de que los costarricenses redescubran el drama de los balseros cubanos.

Conversatorios

Para entender mejor la realidad del filme Agosto, habrá dos conversatorios al final de la proyección del filme en el Cine Magaly. El sábado 28 de agosto, a las 7:30 p. m., la periodista cubana refugiada en Costa Rica Karla Pérez y la productora Marcela Esquivel hablarán sobre El exilio como opción para tener un futuro.

Asimismo, el domingo 29 de agosto, a las 2:45 p. m., la productora dialogará con Clara Astiasarán, cubana e historiadora de arte sobre La Cuba de Agosto y el destino de esa generación.

Gerardo González

Gerardo González

Graduado de la Universidad de Costa Rica en Comunicación Colectiva. Especializado en gastronomía, turismo y entretenimiento.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.