16 diciembre, 2015
El mandatario chino dio un discurso en la segunda edición de la Conferencia Mundial de Internet en Wuzhen, China.
El mandatario chino dio un discurso en la segunda edición de la Conferencia Mundial de Internet en Wuzhen, China.

Wuzhen, China

La censura es necesaria para preservar la libertad de los internautas, estimó este miércoles el presidente chino, Xi Jinping, en una conferencia internacional sobre Internet, en la que defendió la "soberanía" de los Estados en la red.

"Al igual que en el mundo real, la libertad y el orden son necesarios en el ciberespacio. La libertad es la finalidad del orden, y el orden es el garante de la libertad", declaró Xi en la segunda edición de la Conferencia Mundial de Internet en Wuzhen, China, ante varios grupos internacionales del sector.

Para el mandatario chino, se deben respetar los derechos de cada país de gobernar su propio ciberespacio. "Ningún país debería aspirar a la hegemonía en Internet o entrometerse en los asuntos internos de otros países", añadió.

China, que cuenta con cerca de 700 millones de internautas, mantiene una estricta censura sobre una serie de portales web occidentales, entre ellos Facebook, Twitter y Google.

"Hay que permitir que los usuarios expresen sus ideas, pero también aplicar un buen orden en el ciberespacio, conforme a la ley, porque eso ayudará a proteger los derechos e intereses legítimos de todos los internautas", destacó.

En el encuentro estuvieron dirigentes de grandes grupos mundiales como Microsoft, Apple o IBM, así como los de las grandes compañías chinas del sector.

"Con la excusa de la soberanía y la seguridad, las autoridades chinas tratan de reescribir las reglas de Internet, para que la censura y la vigilancia se conviertan en la norma en todas partes", estima Roseann Rife, directora de investigación para el este de Asia en Amnistía Internacional.

Un informe publicado en octubre por la ONG estadounidense Freedom House señala que de los 65 países estudiados, China posee una de las políticas más restrictivas en Internet, por delante de Irán y Siria.

No obstante, la red social profesional LinkedIn está prosperando en China, y los directivos de Facebook y otras grandes empresas del sector visitan Pekín y mantienen numerosos contactos oficiales.