25 agosto, 2016
El paso entre Caldera y El Roble de Puntarenas se cerró durante casi una hora, debido al incendio en el camión de Meco.
El paso entre Caldera y El Roble de Puntarenas se cerró durante casi una hora, debido al incendio en el camión de Meco.

El cabezal de un tráiler cargado de cemento se quemó en su totalidad y dejó pérdidas a la empresa Meco por más de ¢20 millones.

El percance ocurrió en Caldera, en el sector de La Roca, a las 11 a. m. de este jueves.

Gabriel Rivera Quirós, de 55 años, conductor del tráiler, dijo que vio salir humo del motor del cabezal y de inmediato supo que algo no andaba bien.

El fuego comenzó a eso de las 11 a. m. Bomberos de Esparza llegaron a asegurar la escena, pues el cabezar ardió rápidamente.
El fuego comenzó a eso de las 11 a. m. Bomberos de Esparza llegaron a asegurar la escena, pues el cabezar ardió rápidamente.

Rivera viajaba con un compañero de trabajo y habían salido a las 9 a. m. del plantel de Meco en Patarrá, Desamparados. Se dirigían al cantón fronterizo de Upala, Alajuela, donde tenían que dejar una carga de cemento en una planta del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE).

"Yo salí muy bien del plantel en Patarrá, mi compañero iba en la cabina del cabezal, descansando. Después de Caldera vi un poco de humo que salía de la trompa del cabezal. Le dije a mi compañero que saliera y que buscáramos el extintor", dijo el conductor.

Rivera tiene 20 años de conducir tráiler y tenía cuatro meses de ser chofer del cabezal que quedó en cenizas.

"Cuando vi el humo, decidí parquearme a la orilla de la carretera y en segundos las llamas se elevaron a toda la cabina. Apenas nos dio tiempo de salir del cabezal y no pudimos usar el extintor. Estamos vivos de milagro", dijo.

El paso por la ruta que comunica Caldera con El Roble se mantuvo cerrado casi por una hora mientras los bomberos apagaban las llamas y limpiaban un derrame de combustible.

Etiquetado como: