Carlos Láscarez S.. 13 agosto

El jefe de la Policía Profesional de Migración de Paso Canoas apellidado Arias Montenegro de 31 años, quien permitió la salida de un familiar con impedimento fue suspendido de su cargo por un periodo de seis meses, indicó la oficina de prensa de Migración.

La captura de Arias (der. sin chaleco) la efectuaron oficiales de la Policía Profesional de Migración cuando el imputado estaba en su oficina en Paso Canoas. Foto cortesía de Migración y Extranjería. . Foto de Migración y Extranjería.
La captura de Arias (der. sin chaleco) la efectuaron oficiales de la Policía Profesional de Migración cuando el imputado estaba en su oficina en Paso Canoas. Foto cortesía de Migración y Extranjería. . Foto de Migración y Extranjería.

La medida fue interpuesta por la Fiscalía Adjunta de Probidad, Transparencia y Anticorrupción del Ministerio Público de Corredores, donde fue trasladado luego de su aprehensión el pasado jueves 8 de agosto.

Además de la suspensión de su cargo, Arias tiene prohibido ingresar a las instalaciones de la oficina Regional de Paso Canoas, debe presentarse a firmar periódicamente una vez al mes en la Fiscalía y tiene que mantener un domicilio fijo.

Según la investigación, Arias omitió un impedimento de salida y otorgó un permiso vecinal a un costarricense de apellidos Arias Picado para que éste lo presentara ante las autoridades panameñas.

Descartó, además, ingresar el movimiento migratorio de salida, excluyendo el control migratorio propio de su puesto y sus funciones.

Ante lo acontecido, el subdirector de la Policia de Migración, Alonso Soto, ha sido designado por la Dirección General para asumir la coordinación de forma temporal de la oficina regional de Paso Canoas, indicó Migración.

Al sospechoso se le abrió un proceso penal por el delito de legislación o administración en provecho propio, caso que se tramita en el expediente 19-000004-1775-PE.

Como parte del operativo, también se decomisaron expedientes que son de interés para la investigación, informó la Fiscalía.

El jefe policial suspendido tiene nueve años de laborar para la institución.