Hugo Solano C., Edgar Chinchilla, corresponsal. 27 noviembre, 2020
Las labores preventivas de la Policía en carreteras permiten sorprender a personas in fraganti y esta semana han muerto dos, al intentar escapar. Foto ilustrativa: Edgar Chinchilla.
Las labores preventivas de la Policía en carreteras permiten sorprender a personas in fraganti y esta semana han muerto dos, al intentar escapar. Foto ilustrativa: Edgar Chinchilla.

Un sujeto de 28 años, identificado como Andrey Alexánder Martínez Hernández, murió la noche de este jueves en Terrón Colorado de Cutris, San Carlos, luego de entrar en convulsiones, cuando huía de un megaoperativo que desarrollaba la Fuerza Pública en la zona.

Al llegar al puente conocido como Ferry, la Policía vio al sujeto vestido de negro con un bolso en la espalda. Al darle la voz de alto, a eso de las 6 p. m., salió corriendo hacia Santa Rosa y al otro lado del puente se ocultó en la maleza.

Los oficiales lo siguieron y al escuchar un ruido alumbraron el sector y vieron que el hombre tenía problemas para respirar.

Poco después comenzó a convulsionar y la Policía alertó al sistema de emergencias 9-1-1; sin embargo, cuando llegaron los socorristas lo declararon fallecido.

Agentes del OIJ acudieron al sitio a realizar el levantamiento del cuerpo e iniciar la investigación para determinar con exactitud que fue lo que ocurrió.

El cuerpo no presentaba heridas de ningún tipo y se presume que habría consumido alguna droga que le causó la agitación y el problema de salud; empero, será la autopsia la que confirme o no esta versión.

En el bolso que llevaba, las autoridades encontraron un revólver calibre 38, así como cinco municiones y 11 gramos de cocaína y cinco gramos de marihuana.

Martínez Hernández era vecino de La Abundancia de Ciudad Quesada y tenía una hija de 10 años.

Este deceso ocurre un día después de que otro hombre falleció en Grecia, cantón de la provincia de Alajuela, cuando al parecer fue sorprendido en un retén de carretera a bordo de un carro donde iba con otras personas.

El sujeto dejó el carro y corrió hasta caer por un despeñadero al lanzarse del puente sobre el río Rosales.

La Policía encontró entre las pertenencias del fallecido, aún no identificado, un arma de fuego.

Un conductor de la plataforma Uber, que viajaba con el ahora occiso, alegó que el hombre lo había privado de libertad en Alajuela y lo obligó a evadir el retén.