Hugo Solano C..   1 febrero
Esta cadena de oro robada a una pareja de estadounidenses está valorada en ¢2.5 millones. Foto: MSP

Cuatro sospechosos de asaltar a dos turistas extranjeras en el centro de San José cayeron esta semana en manos de la Policía.

Uno de ellos había sido detenido apenas un par de días antes e incluso presentado ante la Fiscalía precisamente por haber perpetrado uno de los llamados cadenazos.

La primera víctima de estos hechos fue una estadounidense, quien pidió ayuda de inmediato a una pareja de oficiales de la Fuerza Pública que estaban cerca.

A ella le arrebataron una cadena valorada en ¢2,5 millones.

De inmediato los policías dieron la alerta al Departamento de Investigaciones Policiales (DIP) del Ministerio de Seguridad y aportaron los rasgos de los sospechosos. Así se procedió a buscar videos de cámaras de seguridad cercanos, donde efectivamente quedaron grabados.

En cuestión de minutos, los oficiales de inteligencia encontraron a los delincuentes en los alrededores del Mercado Borbón.

Los sujetos de apellidos Ramírez, Gil, Vargas y Gómez, actuaban en equipo para alertarse entre sí cuando veían a personas con joyas de valor.

En el segundo golpe, la afectada fue una francesa, quien caminaba por la avenida central y uno de los sujetos se le abalanzó al cuello para arrebatarle la cadena.

Uno de los detenidos fue Ramírez, el reincidente, quien de nuevo fue puesto en manos de la Fiscalía de San José.

Los oficiales recuperaron la cadena de oro de la europea, valorada en ¢616.000.

Los detenidos tienen edades entre los 18 y los 27 años y tienen amplio expediente delictivo.

Vargas posee historial por asaltos desde que era menor de edad; Ramírez por asalto y robo; Gil por tenencia de droga, robo, asalto y hurto, mientras que Gómez por portación de arma de fuego, riñas y tenencia de drogas.

Los delincuentes detenidos tienen edades entre los 18 y los 27 años. Uno de los mayores asalta desde que era menor de edad. Foto: MSP.

Los sospechosos se hacían pasar por vendedores ambulantes de legumbres y verduras, como mampara para cometer sus actos.

Daniel Calderón Rodríguez, director general de la Fuerza Pública, comentó que trabajan con las cámaras de turismo, el Instituto Costarricense de Turismo (ICT), embajadas amigas y empresas turísticas para dar capacitaciones y sostener reuniones periódicas para fortalecer la protección de los visitantes, sean estos nacionales o extranjeros.

“Hemos detectado el accionar de las personas que cometen delitos; por ello informamos a todos los involucrados sobre las medidas de resguardo de la vida y sus pertenencias desde que entran al país", dijo.

Ver más!