Carlos Arguedas C.. 12 junio

(Video) Policía allana fábrica de licor clandestino

Un galerón, construido con láminas de cinc y piso de tierra, era utilizado en San Pedro de Santa Bárbara de Heredia como una fábrica de licor clandestino, conocido como chirrite.

Esa instalación, así como otras tres construcciones fueron allanadas este miércoles por oficiales de la Policía de Control Fiscal (PCF) del Ministerio de Hacienda y de la Fiscalía de San Joaquín de Flores (Heredia), como parte de un operativo para erradicar esa ilegal manufactura.

La fábrica es totalmente rudimentaria y funcionaba sin control sanitario, confirmó Irving Malespín director de la Policía Fiscal.

“Lo que más nos interesa no es un tema de recolección de impuestos. Estamos hablando de un tema de salud. Cómo es posible que los costarricense estemos consumiendo de este tipo de producto si usted puede ver los videos y verá que la elaboración es artesanal, rústica, sin ningún tipo de control sanitario”, dijo Malespín.

En las instalaciones los policías encontraron 23 estañones llenos con fermento, así como 58 recipientes plásticos llenos con el licor ya procesado. En el suelo había 14 bolsas de azúcar y 20 tapas de dulce (que es sacado de la caña de azúcar) y que son los principales condimentos que se usan para la elaboración del licor clandestino.

“En este momento tenemos 10 personas aprehendidas, no detenidas, se está destruyendo el producto y vamos a destruir todos los instrumentos que usan en la fábrica. Estamos tomando muestras para luego hacer los análisis químicos, saber la cantidad de etanol, qué tipo de impurezas contiene”, agregó el funcionario.

En los sitios allanados también fueron hallados 61 estañones, 300 recipientes plásticos vacíos, así como otros utensilios usados en la fabricación ilegal de licor.

La acción de las autoridades se ejecutó este miércoles a las 6 a. m. en Santa Bárbara de Heredia. Foto de PCF
La acción de las autoridades se ejecutó este miércoles a las 6 a. m. en Santa Bárbara de Heredia. Foto de PCF
Operativo

La acción de las autoridades se produjo luego de que en noviembre del 2018 se presentó una denuncia anónima, la cual detallaba que en tres viviendas, presuntamente, se estaba vendiendo chirrite, el cual era elaborado en un galerón.

La Fiscalía de San Joaquín de Flores inició una pesquisa por infracción a la Ley de Licores y en ella figuran como implicados dos hombres de apellidos Fernández Portuguez y Villalobos Jiménez, comunicó la oficina de prensa del Ministerio Público.

“La intervención de la Fiscalía permitió decomisar estañones con aparente licor de contrabando, los cuales serán remitidos al Departamento de Química Analítica del Complejo de Ciencias Forenses, del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) para su respectivo estudio. Además, se incautaron elementos que, al parecer, serían utilizados para la preparación del ilícito”, agrega el mismo comunicado.

En las investigaciones realizadas por la Fiscalía y la PCF, se comprobó que presuntamente los imputados vendían en ¢4.700 el galón (3,7 litros) de chirrite.

El caso se mantiene en investigación, dentro del expediente 19-000144-382-PE.