Yeryis Salas. 22 enero
El auto robado en el que viajaban quedó abandonado en una propiedad. Foto: MSP.
El auto robado en el que viajaban quedó abandonado en una propiedad. Foto: MSP.

La Policía de Fronteras detuvo a cuatro cubanos que ingresaron al país sin permisos y en un auto robado, entre la noche del lunes y la madrugada del martes en Guaycará de Golfito, Puntarenas.

Los arrestos fueron parte del operativo de las autoridades con motivo de la Jornada Mundial de la Juventud, celebración católica que ha movilizado a miles de personas por la frontera con Panamá.

Los oficiales mantenían un control de carretera cuando interceptaron a tres hombres y una mujer en un auto manejado por un presunto coyote, quien evadió la orden de alto y abandonó a los foráneos en una propiedad privada varios kilómetros más adelante.

La Policía de Fronteras aún busca al presunto coyote. Foto: MSP.
La Policía de Fronteras aún busca al presunto coyote. Foto: MSP.

El conductor huyó por la montaña y aún no ha sido encontrado.

Una vez detenidos los extranjeros, los policías coordinaron con la Policía Profesional de Migración para llevarlos a Paso Canoas.

Asimismo, el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) investiga el robo del auto en el que viajaban los arrestados con el supuesto coyote.

Durante los últimos días, se reforzó la presencia policial en la zona fronteriza para garantizar el flujo de peregrinos a su encuentro con el papa Francisco, en Panamá y para frenar el paso de población ilegal que aprovecha esta cita masiva, para intentar cruzar desapercibida.