Seguridad

Hoy hace 50 años: Fugitivo de la ‘Peni’ lideraba peligrosa pandilla que delinquía con armas de alto calibre

Texto original publicado por La Nación el 27 de abril de 1971.

Un antisocial de apellido Azofeifa, evadido de la Penitenciaría Central desde hace varios meses, anda armado con una ametralladora calibre 45 M-3 en montañas relativamente cercanas a la Meseta Central, dijo una fuente policiaca, que se negó a revelar cuál era el sitio exacto donde está ese hombre.

Añadió sin embargo, que el pistolero tiene un grupo de cuatro sujetos a quienes en apariencia dirige.

Se cree que Azofeifa y su banda han cometido varios atentados y que se movilizan rápidamente en el área debido a que la conocen palmo a palmo.

La fuente subrayó que los directores de la investigación Lic. Gunnar Pinto y el mayor Rosendo Herrera estaban ayer enfrascados en la organización de una fuerza policiaca especial que trataría de llegar hoy en la tarde al sitio donde pueden estar Azofeifa y su pandilla.

Concluyó diciendo que el hombre es peligroso y que dispone de una buena cantidad de tiros para enfrentarse a la policía o quizá para cometer asaltos.

En todo caso, la policía sigue ya la pista a esa pandilla.

En otras noticias:

Precaristas en la hacienda Miravalles

La hacienda Miravalles, la mejor de las muchas que poseen los Wilson, se deshizo en cientos de fincas. La invasión total fue en el 53. Para ver el problema, se hizo una reunión en Bagaces a la que asistió el entonces presidente Figueres. Leví Vega, el telegrafista, habló a nombre de los precaristas.

Angel María Loría sigue contando a su manera: “Ese hombre, Leví Vega, se paró y habló por nosotros. Era el telegrafista. Y Figueres dijo: sigan, que el Estado responde por ustedes”.

La gente al oír aquello se tranquilizó. Y se regó la noticia. Todo el mundo se vino a Miravalles a pie, a caballo, en carreta. Con la mica al hombro. Pasaban chunches de toda clase por Bagaces.

Italia se quedó sin atención médica durante cuatro días

Alrededor de 40 millones de italianos quedaron privados ayer de atención médica gratuita, por espacio de cuatro días, al ir a la huelga 12.000 médicos especialistas y de clínica general, empleados en las organizaciones estatales de seguros de salud.

Los huelguistas quieren tener voz en las anunciadas reformas al anticuado sistema de asistencia médica, que será reemplazado en los planes gubernamentales por un servicio único de salud pública.

Como consecuencia del paro, hasta el próximo viernes, los italianos bajo el sistema de seguros médicos tendrán que pagar sus consultas.

José Andrés  Céspedes

José Andrés Céspedes

Periodista en la sección Sociedad y Servicios de La Nación, graduado de la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre vivienda y trabajo.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.