Seguridad

Fuerza Pública allana dos bares clandestinos en Río Claro de Golfito

Escándalos, pleitos y exceso de personas en el contexto de la pandemia fueron algunos de los motivos considerados por las autoridades para aprobar allanamientos

Las constantes quejas de escándalos, pleitos y exceso de personas en dos supuestos bares clandestinos llegaron a su fin. Las órdenes de allanamiento fueron otorgadas por los jueces del Juzgado Contravencional de Golfito, luego de que las instituciones involucradas presentaran la solicitud.

Fue así como este martes la Fuerza Pública, la Policía de Control Fiscal, el Ministerio de Salud y la Municipalidad de Golfito actuaron en horas de la mañana. En el sitio no hubo personas detenidas. La Policía de Control Fiscal incautó 67 unidades de diversos licores de marca internacional.

Estos allanamientos atribuidos a la pandemia sientan un precedente en la zona sur del país. Por eso, las autoridades piden a las personas evitar aglomeraciones, respetar los horarios establecidos por las autoridades de salud y cumplir con los protocolos sanitarios.

Autoridades de Montes de Oca intentaron dos veces sin éxito allanar bar clandestino

Como parte de los operativos para frenar la propagación de la covid-19, la Fuerza Pública de San Pedro de Montes de Oca intentó las noches del pasado viernes 17 y sábado 18 allanar una casa de habitación que al parecer funciona como bar, aunque no cuenta con los permisos para operar. Ese mismo lugar también había sido intervenido 47 días antes, el 1.° de agosto del 2021.

Se trata de una propiedad inscrita como casa de habitación, que alguna vez funcionó de forma legal, como el bar Beach Club, pero que hoy sería el escaparate para la realización de fiestas clandestinas de entre 100 y 400 personas, tres veces por semana.

Si bien, oficiales de Fuerza Pública presentaron todos los documentos para solicitar el allanamiento, las fiestas terminaron antes de que se aprobara la intervención, a eso de la 1 a. m. Eso no evitó que, como parte del operativo, se realizaran 57 boletas por restricción vehicular y se bajaran tres pares de placas, dado que los conductores no contaban con licencia para conducir, informaron las autoridades.

La organización de estas reuniones preocupa a los vecinos especialmente porque, según ellos, existe temor de que el crimen organizado esté involucrado. Uno de los residentes de la zona, quien pidió mantener la confidencialidad de su nombre, comentó que “más allá de la música y la fiesta, sabemos que puede haber crimen organizado implicado. Hay una burla total hacia las autoridades, y el responsable de esto es el departamento de patentes de la municipalidad que no se han impuesto a un local ilegal”, afirmó.

Roger Bolaños Vargas

Roger Bolaños Vargas

Róger Bolaños Vargas es bachiller en Periodismo en la Universidad de Costa Rica, donde también estudia Economía.