Carlos Arguedas C..   30 mayo
El sospechoso identificado como de apellidos Salazar Murillo fue detenido en la comunidad de Caño La Tigra, del cantón de Sarapiquí, Heredia. Foto cortesía de Migración y Extranjería.

Una simple canoa movida por remos era utilizada por un extranjero para cruzar el río San Juan y meter a personas de manera ilegal de Nicaragua a suelo costarricense.

El descubrimiento lo hicieron la tarde-noche de este viernes oficiales de la Policía Profesional de Migración, cuando vieron la pequeña embarcación muy cerca de la margen costarricense del San Juan, en la comunidad de Caño La Tigra, del cantón de Sarapiquí, Heredia.

La pequeña canoa era ocupada por dos personas, un hombre y una mujer y atracó en un punto en el cual no hay ningún puesto migratorio.

Policías de Migración y de la Fuerza Pública de inmediato se desplazaron hacia el sector, que es montañoso y lograron arrestar a las dos personas y decomisar la canoa.

El dueño de la embarcación fue identificado como de apellidos Salazar Murillo, de 32 años, informó la Dirección General de Migración y Extranjería.

La mujer, cuya identidad no se suministró, dijo a las autoridades que ella había pagado ¢5.000 para que el individuo la pasara de manera ilegal por el río San Juan. La pasajera viajaba con dos maletas y su intención era quedarse en territorio costarricense.

Salazar fue puesto a la orden del Ministerio Público donde se le abrió un proceso penal por el delito de tráfico ilegal de personas. Igualmente, la mujer quedó bajo custodia judicial pues ella debe rendir declaración como testigo. Luego será devuelta a Nicaragua.

Recuento

Desde el 19 de marzo, cuando se ordenó el cierre de fronteras, se contabilizan 16 casos de tráfico ilícito de migrantes, acciones en las cuales se han detenido a 20 personas.

Precisamente, de los implicados dos han sido condenados. La primera de las sentencias se dió el 8 de mayo cuando el Tribunal de Flagrancia de San Carlos condenó a seis años y seis meses de cárcel a un transportista que facilitó el ingreso ilegal de dos extranjeros, por la frontera norte, durante la emergencia por coronavirus.

Se trató de Adonis Santos Ríos, quien fue detenido el viernes 17 de abril en Tablillas de Los Chiles, por ayudar a ingresar de manera ilegal a dos extranjeros al país.

Luego, el jueves 21 de mayo, el Tribunal de Flagrancia de San Carlos sentenció a un nicaragüense de apellidos Téllez Silva a cuatro años de prisión, también por el delito de tráfico ilícito de migrantes.

Este hombre fue detenido el 22 de abril en el lugar conocido como Los Naranjales, en Los Chiles, por la Policía Profesional de Migración, por ingresar a dos personas extranjeras de forma irregular, en la frontera norte de nuestro país, cobrándoles ¢30.000.

En apariencia, Tellez captó a dos personas indocumentadas provenientes de Nicaragua y, al parecer, les ayudó a ingresar al país por una zona no habilitada.

Presuntamente, cuando estas personas llegaran al lugar de destino, cada uno debía pagarle al encartado ₡15.000 aproximadamente.

Este individuo de apellidos Tellez Silva capturado el 22 de abril en el lugar conocido como Los Naranjales, en Los Chiles, fue condenado a cuatro años de prisión . Foto de Migración.