Dos sujetos cargaban 66 piezas de Baco y Sangrillo

 20 noviembre, 2014

Funcionarios de control y protección del Ministerio de Ambiente y Energía (Minae), localizaron un camión cargado con 66 piezas de madera aserrada que iba a ser sacada de la reserva indígena San Antonio, ubicada en el cantón de Corredores, Puntarenas.

La madera iba cubierta por una lona. Fue decomisada y quedó en poder de la Fiscalía de ese cantón fronterizo con Panamá.
La madera iba cubierta por una lona. Fue decomisada y quedó en poder de la Fiscalía de ese cantón fronterizo con Panamá.

Las autoridades ubicaron a dos sujetos de apellidos Castro y González, quienes no portaban los documentos respectivos para la extracción de madera, por lo que un fiscal ordenó el decomiso.

La madera estaba aserrada en tablones y era trasladada en un Toyota Dyna. Las 66 piezas son de Baco y de Sangrillo.

Aunque esta reserva indígena es protegida, es muy frecuente encontrar gente talando árboles y sacando madera en forma clandestina, dijo Sidar Villalta, jefe de guardaparques del Minae.

Los dos responsables de la infracción a la Ley Forestal quedaron libres, pero serán llamados a comparecer por el ilícito.