Carlos Láscarez S., Edgar Chinchilla, Corresponsal GN. 8 julio

Un oficial de la Fuerza Pública, de apellido Alvarado, fue baleado la tarde de este lunes por un adolescente, el cual le quitó el arma de reglamento y le disparó en una pierna.

El oficial de la Fuerza Pública fue remitido en condición estable al Hospital San Carlos. Foto suministrada por Edgar Chinchilla
El oficial de la Fuerza Pública fue remitido en condición estable al Hospital San Carlos. Foto suministrada por Edgar Chinchilla

El hecho se registró a las 3:50 p. m. dentro de las instalaciones de la clínica de Guatuso, luego de que el menor se puso violento.

El Ministerio de Seguridad Pública (MSP) indicó que el cuerpo médico pidió la colaboración de oficiales de Fuerza Pública que se mantenían en el lugar efectuando un trámite.

Al parecer el menor disparó en dos ocasiones, pero solo impactó al policía una vez en una de sus piernas, por lo que fue trasladado al Hospital San Carlos en condición estable.

Henry Segura, encargado de prensa del Hospital San Carlos, dijo que el herido es un funcionario de la Fuerza Pública, el cual cuidaba a un paciente psicopático (con un trastorno antisocial), quien lo atacó y le quitó el arma de fuego y le disparó en una pierna.

“Le provocó una herida importante, no de gravedad. Esto ocurrió en la clínica de Guatuso. El oficial permanece estable, orientado, consciente y se inicia con los exámenes complementarios para abordarlo adecuadamente”, explicó Segura.

El caso es investigado por agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) de San Carlos.