Inmueble está ubicado cerca del río Tuis, donde lanzaron a la recién nacida

 30 julio, 2010
 Agentes del OIJ revisaron el martes anterior la casa de la sospechosa, en Tuis de Turrialba. Katty Chavarría GN
Agentes del OIJ revisaron el martes anterior la casa de la sospechosa, en Tuis de Turrialba. Katty Chavarría GN

El OIJ confirmó ayer que se localizaron rastros de sangre en la casa de una mujer a quien investigan por dar a luz a una bebé y lanzarla al río Tuis, en el distrito del mismo nombre, cantón de Turrialba.

La información fue suministrada ayer por Francisco Segura, subdirector del Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

El cadáver de la bebé, sin cabeza y en estado de descomposición, apareció la tarde del 16 de julio en una de las márgenes del mencionado río, a su paso por Canadá de La Suiza, Turrialba.

El sitio se encuentra a unos seis kilómetros de la vivienda donde reside una mujer de 29 años, principal sospechosa del caso. Ella es madre de un niño de ocho años y se separó de su esposo meses atrás.

Vecinos cercanos nunca la vieron embarazada, según testimonios recopilados en la zona.

Ahora, basados en los nuevos indicios, la Policía sospecha que dio a luz en dicho inmueble y, por razones desconocidas, habría decidido lanzar a la criatura al Tuis.

Los rastros de sangre aparecieron en varios puntos de la vivienda, pero Segura no precisó en cuáles.

El OIJ dio con dicho hallazgo mediante la utilización de un compuesto químico conocido como luminol, que reacciona con la sangre y genera, por algunos segundos, un color azul luminoso.

Esto sucede en habitaciones cerradas y en condiciones de completa oscuridad.

Segura recordó que aún quedan pendientes estudios de laboratorio que practicaron hace dos semanas a la sospechosa.