Por: Eillyn Jiménez B..   26 diciembre, 2017

Una operación conjunta entre el Servicio Nacional de Guardacostas, la Policía de Control de Drogas (PCD) y las autoridades de Estados Unidos permitieron el decomiso de 1.100 kilos de cocaína en aguas del Pacífico costarricense.

El Ministerio de Seguridad Pública (MSP) informó de que la droga estaba pegada a una radio boya, la cual fue ubicada a 70 millas náuticas de la entrada a Golfito, Puntarenas, este lunes 25 de diciembre.

La Policía decomisó más de una tonelada de droga en aguas del Pacífico. Foto: MSP para LN
La Policía decomisó más de una tonelada de droga en aguas del Pacífico. Foto: MSP para LN

Los estupefacientes fueron trasladados al puerto de Golfito, donde los oficiales procedieron con el conteo.

En total se contabilizaron 22 paquetes de 50 kilos de cocaína cada uno, por lo que en total hay más de una tonelada.

Otra incautación

Tres días antes, el viernes 22 de diciembre, se decomisaron otros 703 kilos de esa misma droga en el Pacífico sur.

La cocaína estaba oculta debajo de una gran cantidad de hielo en la bodega de la embarcación Marian Paola.

Luego de la incautación fueron detenidos tres costarricenses, tres ecuatorianos y un colombiano, quienes viajaban en la lancha interceptada a 42 millas náuticas de Punta Burica.

Durante este 2017, las autoridades ticas se han decomisado más de 28 toneladas de cocaína.

Envían 26.000 dosis de éxtasis por correo

Por otra parte, este martes se detuvo a un hombre de apellido Torres como sospechoso de tráfico de drogas, ya que llegó a retirar un paquete al correo en el que venían 26.125 dosis de éxtasis.

El sujeto no presenta antecedentes y quedó a las órdenes de las autoridades.

Al parecer, el paquete salió de Europa y venía en una caja.