Keyna Calderón y Fernando Gutiérrez, corresponsales de GN. 3 septiembre, 2020
Xiomara Vásquez, tía de Allison Bonilla, compartía mucho con su sobrina, ya que a ambas les apasiona el tema del maquillaje. Foto: Keyna Calderón, corresponsal GN
Xiomara Vásquez, tía de Allison Bonilla, compartía mucho con su sobrina, ya que a ambas les apasiona el tema del maquillaje. Foto: Keyna Calderón, corresponsal GN

“Desde el momento en el que hicieron el allanamiento (el 29 de marzo en la casa del sospechoso), estábamos esperando que hubiera alguna detención, uno escuchaba rumores que algo tenía que ver él (Sánchez Ureña, el detenido) en la desaparición de Allison (Bonilla) y siempre hemos estado esperando que se aclare si es él o no.

“Al parecer, en el carro que le pertenece a él se había encontrado alguna prueba, entonces a veces uno pensaba en eso, pero por algo lo detuvieron.

“Él es vecino de acá (Ujarrás), pero ni con Allison ni con la familia tenía relación. Con la mamá y algunos de los hermanos nos saludábamos, pero él era muy distinto a ellos, pasaba muy en su mundo, por eso nosotros nunca fuimos amistad de él (...).

“No sé si esta detención nos causa alegría, dolor, susto o desesperación, pero a la vez tenemos ilusión de que todo esto se aclare y podamos saber qué pasó con ella, dónde está, si está bien o no, queremos saber todo”.

Xiomara Vásquez Cordero, tía de Allison Pamela Bonilla Vásquez, describió de esa forma el sentir de su familia, luego de que trascendiera la captura de un hombre de apellidos Sánchez Ureña, quien figura como el único sospechoso de la desaparición de la joven de 18 años.

La muchacha desapareció el pasado 4 de marzo cuando se dirigía a su casa, ubicada en la urbanización Florencio del Castillo, en Ujarrás de Paraíso, Cartago.

Desde entonces, sus parientes y las autoridades han realizado constantes búsquedas en la zona para tratar de localizarla.

Incluso, el 29 de marzo, como parte de las diligencias del caso, allanaron la casa de Sánchez, en busca de pistas.

Ese día, agentes judiciales realizaron una “inspección minuciosa” al vehículo del hombre y posterior a esa diligencia dijeron que “no se ubicaron indicios de importancia”.

Sin embargo, en aquel momento, la Fiscalía había informado que el sujeto figuraba como investigado dentro de la causa 20-000825-058-PE.

(Video) Tía de Allison Bonilla habla sobre captura de un sospechoso de la desaparición de su sobrina

A la espera de respuestas

Desde el 4 de marzo, la familia de Allison Bonilla ha mantenido su fe intacta, a la espera de respuestas sobre el paradero de la joven.

Según Xiomara Vásquez, todas las noches se han reunido a orar y a pedir por claridad y ayuda para las autoridades que trabajan en el caso.

Precisamente, se encontraban realizando una oración cuando los vecinos les alertaron sobre la noticia de la detención de Sánchez, conocido como Sukia.

Agregó que cuando su hermana, Yendry Vásquez Cordero, se enteró de la captura fue vital el apoyo de ellos, ya ella está desesperada por saber dónde está su hija.

“Había un poco de movimiento en el barrio, pero como a veces hay por otras cosas, no le prestamos como mayor atención.

“Imagínese ese momento cuando Yendry (Vásquez, la madre de Allison) se enteró. Eran lágrimas, se desesperó, soltó lo que tanto ha tenido en el pecho, se nos puso muy mal, tuvimos que tranquizarla y darle un té porque ella quería ir y correr y gritarle que le dijera dónde estaba Allison.

“Nosotros le dijimos que ella tiene que seguir fuerte y firme, todos nos quedamos en la casa, dando el apoyo de familia y esperando en Dios que todo se aclare y se haga lo que se tenga que hacer”, afirmó.