Carlos Láscarez S..   3 septiembre

Siete personas apellidadas Laitano Palacios, Ríos Varela (mujer), Rímola Hidalgo, Fuentes Ugalde, Quirós Mora, Hernández Montenegro y Durán Lostano, detenidas como sospechas de integrar una banda dedicada a la venta de licencias falsas, pasarán los próximos seis meses en prisión preventiva, determinó el Juzgado Penal del Primer Circuito Judicial de San José.

La detención del grupo ocurrió el 27 de agosto luego de 24 allanamientos realizados en San José, Alajuela, Cartago y Puntarenas, por parte de agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) y la Fiscalía Adjunta de Fraudes.

Uno de los individuos detenidos por parte de los agentes de la sección Especializada de Tránsito del Organismo de Investigación Judicial en los 24 allanamientos realizados. Foto: OIJ para LN

A otras 16 personas arrestadas ese día, se les impuso medidas cautelares, como lo son el firmar una vez al mes, entregar sus pasaportes, abstenerse de comunicarse con los testigos y entre sí, y abstenerse de cometer nuevos delitos; estas regirán por el plazo de un año.

Estos responden a los apellidos Garro Aguilar, Gazel González, Rey Coto, Coto Rey, Elizondo Solano, Sánchez Díaz, Ramírez Mejía, Chacón Valverde, Mcclean Artavia, Monge Jiménez, Rivas Vega, Hernández Montenegro, Álvarez Rodríguez, Waggon Dixon, Hidalgo Ureña y Benavides Valerio, indicó el Ministerio Público este lunes.

Uno de ellos, apellidado Mcclean Artavia, tiene prohibición de acercarse a las instalaciones del Consejo de Seguridad Vial (Cosevi), de cualquier zona del país, en un perímetro de 500 metros.

La Fiscalía indicó que en apariencia la estructura criminal inició su actividad desde mayo del 2016, liderada por Laitano Palacios y Ríos Varela.

El grupo habría falsificado y comercializado documentos como licencias de conducir, cédulas de identidad y de residencia, pasaportes, marchamos, títulos de bachillerato, placas de vehículos y hasta calcomanías de revisión técnica vehicular (RTV).

Se cree que estos eran vendidos y luego eran entregados en las inmediaciones de un supermercado en Plaza González Víquez y en otros puntos de San José.

Asimismo, habrían utilizado los servicios de encomiendas para hacerlos llegar a localidades de Perez Zeledón, Puntarenas y Guanacaste.

La investigación por estos hechos continúa en desarrollo dentro del expediente 17-010191-042-PE. A manera de ejemplo, por una licencia de conducir cobraban entre ¢40.000 y ¢70.000, pero si el cliente no había aprobado el curso teórico, el monto se duplicaba.

Durante los operativos se decomisaron tres vehículos, cinco motos, calcomanías de la empresa Riteve, machotes de títulos de bachillerato y sellos de diversas instituciones como el Consejo de Transporte Público (CTP), la empresa Riteve, cédulas y documentos del Instituto Nacional de Seguros (INS).