Carlos Arguedas C., Juan Diego Córdoba. 8 octubre
La implicada tiene 21 años y desde el 2017 laboraba en el establecimiento comercial. Foto cortesía de OIJ.
La implicada tiene 21 años y desde el 2017 laboraba en el establecimiento comercial. Foto cortesía de OIJ.

Una mesera, de 21 años, fue detenida este martes como sospechosa de sustraer los datos de las tarjetas de crédito o débito, a los clientes de un reconocido restaurante de alitas de pollo, ubicado a un costado de la radial que comunica a Alajuela.

La captura la hicieron agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) durante el allanamiento a la vivienda de la implicada, ubicada en urbanización Las Azucenas, en Canoas de Alajuela.

La Policía Judicial identificó a la implicada como de apellidos Monge Vargas, quien no tiene antecedentes judiciales. A ella le atribuyen al menos cuatro casos de robar los datos de las tarjetas bancarias para luego utilizarlas.

Según la información suministrada por las autoridades, la implicada cuando recibía la tarjeta de los clientes para cancelar, aprovechaba para tomarle una foto con el celular y así obtenía la información. Luego, junto con otros cómplices, la usaban realizando compras por Internet.

Los afectados habrían denunciado sustracciones por un monto total de ¢1,7 millones dijo el OIJ.

Durante el allanamiento se decomisaron $985, teléfonos celulares y documentos que son importantes para la investigación.

Paralelamente, los oficiales capturaron en vía pública en el Pacito de la ciudadela el INVU, también en Alajuela, a un joven de apellido Guerrero Gutiérrez, de 18 años.

A este individuo, que tampoco tiene antecedentes, se le atribuye realizar, al menos, una transacción con una de las tarjetas.

Las autoridades judiciales presumen que podrían haber otras personas afectadas, por lo que hicieron un llamado para que se presenten a la oficina del OIJ para formalizar las denuncias.

Origen de la pesquisa

La oficina de prensa del Ministerio Público informó de que la pesquisa inició en setiembre pasado, cuando se recibió información por parte de la Unidad de Análisis de Prevención del Fraudes del BAC San José, donde se señala que se habían detectado transacciones atípicas por distintos montos, en al menos cuatro tarjetas de crédito.

Investigadores bancarios llamaron a los clientes para verificar sobre las compras hechas, pero los afectados señalaron no haber realizado las transacciones por los montos referidos.

Por su parte, Cindy Guzmán del OIJ de Alajuela, confirmó que el caso se abre cuando se conoce que cuatro personas usuarias de tarjetas de dicha entidad sufren transacciones fraudulentas.

"Se determina que todas presentan un patrón repetitivo, las cuales aducen el consumo en algún momento en un centro comercial en Alajuela”.

Agregó que durante la pesquisa se logró identificar a los dos sospechosos y se determinó de que la mujer estaba ligada directamente al negocio en el cual se perpetraron las estafas.

“Como parte de las diligencias policiales llevadas a cabo este martes se extraen teléfonos celulares, distintos vouchers con transacciones electrónicas y financieras, así como dinero en efectivo”, añadió Guzmán.

Futuro en las pasarelas

La implicada laboraba en el establecimiento desde setiembre del 2017. Incluso en dos ocasiones participó en un concurso de belleza organizado por la misma franquicia y en una entrevista concedida al periódico La Teja, dijo que aspiraba a participar en una fecha próxima en el certamen Miss Costa Rica.

Monge también había tomado parte, en otra oportunidad, en el concurso Señorita Alajuela que se realiza todos los años en abril, con ocasión de las actividades relacionadas con la gesta heroíca de Juan Santamaría.

La Fiscalía comunicó que Monge y Guerrero permanecen detenidos como sospechosos de cometer el delito de estafa, bajo la modalidad de clonación de tarjetas. Se esperaba que ambos rindieran declaración indagatoria la tarde de este martes para luego pedir las medidas cautelares.

El caso se mantiene en investigación dentro de la causa 19-026507-0042-PE.

Durante el allanamiento fueron decomisados $985, teléfonos celulares y documentos importantes para la investigación. Foto: OIJ
Durante el allanamiento fueron decomisados $985, teléfonos celulares y documentos importantes para la investigación. Foto: OIJ