Carlos Arguedas C.. 3 mayo
El 30 de mayo del año anterior, Mario Barrenechea abandonó el Centro de Atención Institucional Adulto Mayor, en San Rafael de Alajuela. En ese momento le cambiaron la medida cautelar por arresto domiciliario. Foto Albert Marín.
El 30 de mayo del año anterior, Mario Barrenechea abandonó el Centro de Atención Institucional Adulto Mayor, en San Rafael de Alajuela. En ese momento le cambiaron la medida cautelar por arresto domiciliario. Foto Albert Marín.

Por considerarlo un cliente “de riesgo”, el Banco Popular y de Desarrollo Comunal le rechazó al exgerente del Banco de Costa Rica (BCR) Mario Barrenechea Coto la solicitud de apertura de una cuenta de ahorros para que le depositaran la pensión.

La entidad bancaria fundamentó su negativa en el hecho de que Barrenechea, de 69 años, figura como imputado en el conocido caso del cemento chino, en el cual el Ministerio Público le atribuye el delito de peculado.

Según el Popular, el temor es que después de tener una cuenta corriente, Barrenechea podría adquirir otros productos del banco para la “legitimación de dinero”.

Ante la negativa, el abogado Andrés Pérez González, en representación legal del exgerente del BCR, interpuso un recurso de amparo ante la Sala Constitucional.

Sin embargo, el 22 de marzo, mediante sentencia 2019-5132, los magistrados rechazaron el recurso y avalaron la medida adoptada por el Banco.

“Me parece un desacierto que se vulnere el estado de inocencia de una persona, calificándolo a través de alertas bancarias como una persona riesgosa. Eso genera, a mi juicio, un problema de que se deja al arbitrio de autoridades bancarias que no tienen potestad jurisdiccional, de calificar a sus propios clientes", expresó Andrés Pérez, quien también representa a Barrenechea en el proceso penal.

“La Sala ya tiene su propia interpretación (...) bueno, cuando uno dice: ‘la Sala’, hay que respetarlo, pero para mí, sí es un tema que tiene que refrendarse y revalorarse”, añadió.

Fallida gestión

La gestión para abrir una cuenta en el Banco Popular la realizó un hijo de Mario Barrenechea el 20 de noviembre del 2018, en la agencia bancaria ubicada en Multiplaza Escazú, en ese cantón josefino.

En ese momento, el pariente argumentó que la cuenta corriente sería para que al solicitante le depositaran la pensión aprobada por la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) desde el 2 de abril del 2018.

Como el Banco Popular se negó a brindarle el servicio, el abogado Pérez, presentó el recurso de amparo.

“La calificación del señor Barrenechea Coto, como una persona de alto riesgo, supone en este momento y bajo la primacía del estado de inocencia, un quebranto arbitrario e ilegal que afecta sus derechos fundamentales (...) no existe norma legal alguna que, conforme al principio de legalidad, permita tratar como culpable a una persona que enfrenta un proceso administrativo o judicial”, argumentó Pérez en el recurso.

No obstante, Giovanni Morera Arias, apoderado judicial del Banco Popular y en representación del gerente general corporativo y del jefe de agencia de Multiplaza Escazú, comunicó a la Sala: "al hacer un examen de los riesgos resultantes se reconoce (...) que la cuenta de ahorros no solamente sería para que se le deposite el dinero proveniente de su pensión por jubilación, sino de cualquier otro dinero de su propiedad (...)

“El señor Barrenechea como cliente de la institución, podría solicitar la apertura de cualesquiera de los demás productos y servicios que se ofrecen, aumentando la posibilidad de ingresar dineros de una fuente distinta a los ingresos de su pensión por jubilación y, con ello se incrementa la probabilidad de que el Banco Popular, sin así desearlo, llegue a ser partícipe de un proceso de legitimación de dinero, acarreando el cierre inmediato de su cuenta y de la finalización de la relación comercial”.

Avalan medida

Los magistrados de la Sala Constitucional al rechazar el recurso determinaron: "la solicitud de apertura de una cuenta, que realiza una persona física o jurídica ante una entidad bancaria, conlleva la potestad de esta de contestar en forma negativa.

“Lo anterior, claro está, siempre y cuando se invoque una causa legítima, sustentada en elementos objetivos y razonables, ello por cuanto, los bancos pueden evaluar el comportamiento, antecedentes, e historial de los sujetos de derecho con los que suscribe o pacta contratos”.

Asimismo, hicieron ver que Barrenechea tampoco quedaba sin posibilidad de recibir la pensión, pues desde el 31 de mayo del 2018, recibe el monto de la jubilación en una cuenta del BCR.

El magistrado Paul Rueda Leal, quien también rechazó el recurso, emitió un criterio aparte en el cual afirmó: “en algunos casos la denegatoria de la apertura de una cuenta bancaria, no resulta una decisión arbitraria y así lo ha sostenido este tribunal, si se fundamenta en una causa legítima y objetiva”.

Casa por cárcel

Mario Barrenechea fue detenido el 3 de noviembre del 2017 como sospechoso de cometer el delito peculado en el caso del cemento chino. Estuvo en el Centro de Atención Institucional Adulto Mayor, en San Rafael de Alajuela, hasta el 30 de mayo del 2018, cuando un juez le permitió descontar la prisión preventiva en su casa y con tobillera electrónica.

Sin embargo, el 21 de junio pasado, el Tribunal Penal de Hacienda revocó la medida y debió volver al centro penal. Luego, en agosto le volvieron a dar arresto domiciliario.

Debido a un problema de salud, Barrenechea fue internado el 14 de febrero pasado en el Hospital San Juan de Dios y por disposición del Juzgado Penal de Hacienda, desde el 28 de febrero pasado, le retiraron el dispositivo electrónico.

Esta semana le dieron de alta del hospital y lo trasladaron a su casa. “Ya salió del San Juan de Dios. Está en proceso de recuperación, con cuidados especiales”, dijo su abogado Andrés Pérez.