Eillyn Jiménez B.. 25 mayo
La Policía resguardó el sitio en el que ocurrió el crimen. Foto: Cortesía
La Policía resguardó el sitio en el que ocurrió el crimen. Foto: Cortesía

A patadas. Así derribó un sujeto la puerta de una cabina ubicada en Jacó, Puntarenas, para encarar a Eduardo Antonio Porras Morales con quien, posteriormente, tuvo una discusión que finalizó en la entrada principal de inmueble.

En ese punto, Porras recibió una puñalada en el cuello y otra en la barbilla, las cuales le causaron la muerte. Su agresor escapó del lugar y su paradero es incierto.

Los hechos se registraron este sábado por la mañana, confirmaron el Organismo de Investigación Judicial (OIJ), la Fuerza Pública y la Cruz Roja, que llegaron al sitio para diferentes diligencias.

Según la Policía Judicial, el homicida llegó a eso de las 6 a. m. a las cabinas, subió al segundo piso, ingresó de manera violenta a una de las habitaciones, sostuvo una riña con el fallecido y, cuando ambos se encontraban en la primera planta, lo apuñaló.

Porras, de 34 años y con antecedentes por homicidio, robo agravado, robo, robo de vehículo y agresión con arma, quedó tendido al frente del portón de las cabinas.

Agentes judiciales se encargaron del levantamiento del cuerpo y de la recolección de evidencias.

De momento el móvil del crimen se desconoce, por lo que será la investigación la que permita obtener más detalles de los hechos y el agresor.

Menor se entrega por crimen en Barranca

Por otra parte, un joven de 17 años se entregó este sábado por la madrugada a la Policía, luego de disparar contra Alejandro Araya Gómez, de 25 años.

Los hechos se registraron en el barrio Los Almendros, en Barranca de Puntarenas.

El OIJ informó de que, al parecer, los involucrados discutieron afuera de un bar y, en determinado momento, el menor sacó un arma y le disparó en la cabeza a Araya.

El herido fue remitido por la Cruz Roja a un centro médico local y luego fue trasladado al Hospital México, donde falleció en horas de la tarde.

Araya tenía antecedentes por homicidio, receptación, resistencia a la autoridad y robo agravado, precisó la Policía Judicial.

El menor escapó del sitio después de lo ocurrido, pero se entregó horas después, por lo que fue remitido al Ministerio Público con el informe correspondiente, para que se determine su situación jurídica.

Con este crimen llegan a 206 los registrados durante el 2019, una cifra menor a la contabilizada en el mismo periodo del 2018.

Durante este año se ha reportado una disminución de crímenes, especialmente en San José, Alajuela y Cartago, según el Ministerio de Seguridad Pública (MSP).

Para el ministro de Seguridad, Michael Soto Rojas, esa baja es importante, tomando en cuenta que desde mayo del 2018 se ha trabajado con todos los cuerpos policiales del país en diversas estrategias para disminuir la incidencia criminal.

“Estamos complacidos por los resultados y eso nos motiva a trabajar más arduamente”, destacó Soto a inicios de mayo.