Carlos Láscarez S..   11 noviembre
El fallecido vivía a 100 metros del lugar donde lo atacaron, en Copey de Cinco Esquinas de Tibás. Fotos: Mayela López

Un hombre de 26 años, quien viajaba como pasajero en un automóvil, fue asesinado de cuatro balazos la noche de este lunes cuando se encontraba muy cerca de su casa.

El crimen se registró a eso de las 9:20 p. m., 150 metros al este de la iglesia católica de Copey, en Cinco Esquinas de Tibás, San José, confirmó la Cruz Roja.

Según vecinos, como sospechosos del homicidio figuran dos pistoleros, los cuales se desplazaban en dos motocicletas. Empero, el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) informó este martes de que eran dos sujetos que se desplazan en una moto.

La víctima, identificada como Jordan Gerardo Molina Ovares, viajaba como acompañante en un Toyota Tercel DLX modelo 2000, de color blanco.

En la página oficial del Registro Nacional, el carro aparece registrado a nombre de un hombre vecino de Aserrí.

La oficina de prensa del OIJ comunicó que los motociclistas dispararon en múltiples ocasiones contra el vehículo, situación que provocó que el carro se saliera de la carretera e impactara contra una pared de láminas de cinc de una vivienda.

“El señor Molina Ovares queda fallecido en el lugar y con respecto al conductor del vehículo el mismo se retiró del lugar. De momento se desconoce si iba herido. Estamos realizando las pesquisas necesarias para tratar de establecer quien era esta persona”, agregó David Corrales, jefe de la Sección de Homicidios de la Policía Judicial.

Cuando médicos forenses llegaron al lugar determinaron que el cuerpo de Molina presentaba cuatro impactos de bala; dos en la cabeza y dos en la espalda, informó el OIJ.

El fallecido habita a solo 100 metros de distancia de donde quedó el vehículo. Se trata de una persona soltera y padre de tres hijos menores. No fue posible conocer a qué oficio se dedicaba.

Lugareños indicaron que se escucharon al menos 25 detonaciones, al parecer de un arma semiautomática.

Oficiales de la Fuerza Pública cerraron 100 metros de la vía principal, con la intención de que los agentes de homicidios recolectaran los múltiples casquillos.

Datos del OIJ revelan que en la provincia de San José se han registrado 13 homicidios durante el mes de noviembre.

Este es el segundo crimen en Copey en los últimos cinco días, pues el miércoles 6 de noviembre mataron a Nolan Oconitrillo Vargas, de 38 años, cuando caminaba por el sector conocido como las Gradas, que se ubica 50 metros al norte de la Clínica Clorito Picado.

Por el momento se desconoce quiénes atacaron a Oconitrillo, hacia dónde escaparon y el motivo de la agresión.

El fallecido era padre de cuatro menores de edad. Vivía cerca del sitio donde lo mataron y era oriundo de la zona.