Hugo Solano C.. 10 abril
La mañana de este sábado en El Llano de Alajuela, 350 metros al este de la iglesia de La Agonía, un hombre fue asesinado de tres puñaladas. Foto: Francisco Barrantes.
La mañana de este sábado en El Llano de Alajuela, 350 metros al este de la iglesia de La Agonía, un hombre fue asesinado de tres puñaladas. Foto: Francisco Barrantes.

Con el asesinato de un hombre de unos 40 años, la mañana de este sábado en El Llano de Alajuela, los primeros 100 días de este 2021 registran 15 homicidios más que el mismo periodo del 2020.

En el 2020 fueron 149 los fallecidos, mientras que este año son 164 las víctimas de homicidios.

La Cruz Roja recibió el reporte a eso de las 7:06 a. m. por medio del sistema de emergencias 9-1-1 y al llegar al sitio, 350 metros al este de la iglesia La Agonía, Alajuela, encontraron al sujeto con tres heridas de arma blanca en el tórax, las cuales le causaron la muerte.

El fallecido fue identificado como Nelson Pérez Mena, de 40 años, quién en apariencia acostumbraba a deambular por la zona y habría tenido una riña con sus victimarios.

Manuel Moya, vecino de El Llano, dijo que escuchó unos gritos de un hombre a quien, al parecer, iban persiguiendo. Cuando salió, vio que estaba tirado en un planché a la entrada de una vivienda cercana.

Las primeras versiones de la Policía indican que el hombre habría sido atacado a varios metros del lugar donde quedó.

Los homicidas, al ver que no había muerto, lo siguieron y le propinaron más puñaladas hasta que se desplomó a tan solo 25 metros de la escuela Juan Rafael Meoño.

La escena quedó en manos de la Fuerza Pública hasta que agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) levantaron el cuerpo, más de cuatro horas después del asesinato.

El OIJ investiga si tres sospechosos detenidos por la Fuerza Pública están relacionados con el hecho de sangre.

Criminalidad en aumento

El caso de Alajuela se une a otra seguidilla homicidios de las últimas 48 horas, ocurridos en Siquirres, en un taller de La Guácima, un doble asesinato de mujeres en Limón y otro suceso en Chacarita, en Puntarenas.

Ajustes de cuentas, venganzas y riñas hacen que la cifra de homicidios tienda a subir, con la particularidad de que, en los primeros 100 días, Puntarenas aparece como la provincia que encabeza la lista con 38 asesinatos, 13 más que en el mismo periodo del año pasado.

El fallecido anoche en esa provincia fue identificado por el OIJ como Andy José Castro Obando, de 28 años, quien fue baleado dentro del vehículo que conducía.

Según las primeras versiones del OIJ, el hombre fue atacado por sujetos que viajaban en bicicleta.

El director del OIJ, Wálter Espinoza, afirmó el viernes en una reunión con fuerzas vivas de Puntarenas que, en El Roble, Chacarita y Barranca, hay numerosas bandas de narcotráfico que se disputan terrenos para la venta y distribución de drogas.

Afirmó que tienen grupos identificados y se trabaja para desarticularlos con el fin de evitar que sigan creciendo en las zonas conflictivas de esos distritos, donde el ambiente actual propicia las condiciones de violencia que están aflorando.

Espinoza llamó a actuar cuanto antes de manera integral para evitar que más personas, principalmente menores de 30 años, sigan perdiendo la vida.

Limón y San José, que tradicionalmente son las provincias que más homicidios generan, aparecen actualmente detrás de Puntarenas con 36 y 34 homicidios, respectivamente.

Otra de las provincias que muestra un repunte de homicidios es Heredia, donde Sarapiquí es el distrito con más casos, pues concentra siete de las 19 muertes homicidas que tiene la provincia.