Hugo Solano C..   17 noviembre
El OIJ investiga si el homicidio del sábado tiene que ver con la serie de asesinatos recientes, como este ocurrido el 11 de noviembre en Copey de Tibás. Foto: Mayela López/Archivo.

Un hombre de 43 años, identificado como Adrián Enrique Barboza Soto, fue asesinado de múltiples disparos la noche de este sábado en Tibás, dentro de lo que parece ser un nuevo caso de la seguidilla de muertes por ajustes de cuentas en ese cantón.

Barboza recibió varios balazos a eso de las 10 p. m., cuando estaba en una alameda de esa ciudadela y dos sujetos llegaron en una moto y abrieron fuego contra él.

Aún con vida fue trasladado al Hospital México, donde falleció poco después de su ingreso. Este domingo los agentes levantaron el cuerpo y lo enviaron a la Medicatura Forense.

Barboza era oriundo de La Uruca, tenía tres hijos y vivía en León XIII. Recientemente había vivido en San Pablo de Heredia.

Agentes de la Sección de Homicidios investigan el caso y no se descarta que tenga relación con otros asesinatos que han ocurrido en las últimas semanas en ese cantón, situado al norte de la capital.

El 25 de octubre, en el Hospital México, falleció José Francisco Cordero Rojas, de 24 años, quién fue baleado 12 días antes en esa misma ciudadela.

El 29 de octubre, a escasos 25 metros al oeste de la Ferretería EPA, en Colima de Tibás, acribillaron a Jorge Osorio Barquero, de 35 años, quien también había vivido en León XIII.

El 6 de noviembre otro asesinato sacudió al cantón cuando mataron en Copey de Cinco Esquinas a Nolan Oconitrillo Vargas, de 38 años, quien recibió siete balazos.

En ese mismo sector de Copey ultimaron el 11 de noviembre a Juan Gerardo Molina Ovares, de 26 años.

La Policía Judicial investiga los casos que, por la forma en que se dan y la cantidad de balazos, hacen presumir de que son generados por líos entre bandas de narcotraficantes.