Carlos Arguedas C.. 25 junio
El sospechoso es un hombre de apellidos Simes Shaw, de 34 años. Foto cortesía de OIJ.
El sospechoso es un hombre de apellidos Simes Shaw, de 34 años. Foto cortesía de OIJ.

Un chofer que el domingo anterior, al manejar un vehículo en contravía, mató a un peatón en Lomas del Río, en Pavas, San José, fue localizado y detenido este martes como sospechoso del delito de homicidio culposo.

El arresto del implicado, un hombre de apellidos Simes Shaw, de 34 años, la ejecutaron oficiales de la sección Especializada de Tránsito del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), en la comunidad de Rincón Grande de Pavas.

De acuerdo con la información oficial, el hecho que se atribuye a Simes ocurrió el domingo 23 de junio a las 11 a. m. en Lomas del Río.

En esa ocasión, Guillermo Sandoval Díaz, de 34 años, iba cruzando la carretera, cuando apareció un vehículo que circulaba en contravía, con aparente exceso de velocidad, que lo atropelló y posteriormente se dio a la fuga.

Debido al golpe, Saldoval cayó como a unos seis metros de distancia. Murió de manera inmediata. El cuerpo quedó muy cerca de un auto que estaba estacionado.

Con fundamento en el relato de testigos y luego de recibir informes confidenciales, los oficiales a cargo de las pesquisas lograron encontrar el vehículo a un kilómetro del sitio del accidente.

El carro permanecía guardado en una propiedad privada en Rincón Grande en Pavas. El lunes el sitio fue allanado y se decomisó el vehículo, el cual tenía el parabrisas quebrado, así como golpes en algunas partes de las carrocería.

El automotor fue llevado a los laboratorios del OIJ en San Joaquín de Flores, en Heredia, para realizarle exámenes mas minuciosos, sobre todo para buscar restos de tejidos humanos y huellas dactilares.

Simes Shaw quedó a la orden del Ministerio Público como sospechoso del delito de homicidio culposo.

El Código Penal, en el artículo 117, que castiga el homicidio culposo dice: "se impondrá prisión de seis meses a ocho años a quien por culpa mate a otro. En la adecuación de la pena al responsable, el tribunal deberá tomar en cuenta el grado de culpa y el número de víctimas, así como la magnitud de los daños causados.

“En todo caso, al autor del homicidio culposo también se le impondrá inhabilitación de uno a cinco años para el ejercicio de la profesión, el oficio, el arte o la actividad en la que se produjo el hecho”.