Por: Marco Marín.   7 septiembre
El suceso se reportó a las 6:08 a. m. de este viernes, según informó Pablo Montoya, supervisor del Cuerpo de Bomberos. Al llegar a la escena, los socorristas encontraron la casa, de 150 metros cuadrados, envuelta en llamas. Foto: Alonso Tenorio

Un mecánico de 72 años y su esposa, una educadora de 70, son las víctimas mortales de un incendio ocurrido la mañana de este viernes en Cuatro Reinas de Tibás, San José.

Se trata de Sebastián Bodden y Flory Valverde, una pareja muy conocida y estimada en el barrio. Aunque eran pensionados, se mantenían muy participativos en la comunidad.

“Flory se pensionó hace 15 años pero seguía activa, ayudando en la escuela, en especial con los desfiles”, contó Ileana Alpízar, compañera y amiga de muchos años de la Unidad de Pedagogía de Cuatro Reinas. Con mucha consternación recordó a su amiga, quien perdió la vida a escasos metros de donde enseño primaria durante 25 años. “Era una amiga, una consejera, una hermana”.

Bodden, entre tanto, aún realizaba trabajos, como explicó Tomás Bravo, también lugareño, quien un días antes le llevó su carro para que lo arreglara. Él además, fue alumno de “la niña Flory” y compañero de sus hijos.

Bravo, junto con su amigo, José Moscoa, recordaron que la casa de la pareja era la parada obligatoria después de cada “mejenga”, cuando eran más jóvenes.

Flory, relataron Gladys Marcano y Flor Quirós vecinas de más de 30 años de la pareja, con frecuencia se ofrecía a llevar o traer a sus vecinos en su carro.

Ambos se mantenían activos. De acuerdo a Alpízar, ambos estaban llevando cursos de computación y pertenecían a clubes de viaje. Sus allegados comentaron que preparaban una excursión a Europa. Cuando terminaban con su faena diaria, les gustaba caminar al supermercado para comprar pan y tomar con cafe. “Esa era su cena”, finalizó Alpízar.

Un vecino de la misma calle, y que prefirió no ser identificado, comentó que sus tres hijos fueron estudiantes de la maestra y amigo de los hijos de la pareja. Destacó que la mejor cualidad de “la niña Flory” era su humildad, mientras que describió a Sebastián como “bonachón”, alguien afectuoso y amable.

Ver más!

“Imagínese como se pueden sentir (mis hijos). Es como si hubieran perdido un familiar. Era una pareja muy querida”, resumió el señor.

Pablo Montoya, del Cuerpo de Bomberos, informó de que el suceso se reportó a las 6:08 a. m. y para cuando las unidades llegaron a la escena, la estructura de unos 150 metros cuadrados estaba envuelta en llamas. En total, tres unidades extintoras, una unidad de primera intervención y una ambulancia fueron necesarias para atender la emergencia.

Al ingresar a la vivienda, los bomberos encontraron a la pareja ya sin vida. El cuerpo de la mujer fue hallado en la sala, mientras que el de su esposo estaban en un pasillo, precisaron Henry Morales, de la Unidad de Investigación de Incendios. En apariencia, las llamas habrían iniciado en una habitación detrás del garaje.

Al parecer, la emergencia ocurrió poco después de que el hijo que vivía con la pareja salió para el trabajo. Los vecinos señalan que unos 15 o 20 minutos después se escucharon una explosiones y aunque corrieron a la casa y trataron de abrir el portón, no fue posible.

La pareja eran padres de dos varones.

Los vecinos estaban muy conmovidos ante la muerte de la pareja. Fotografía: Marco Marín

Con ellos serían 19 las víctimas mortales por incendios en lo que va del 2018. Además se han registrado 803 emergencias en estructuras. De ese total, 18 murieron en inmuebles y uno en un vehículo.

Los últimos fallecidos por fuego fueron un pensionado del Poder Judicial de apellido Ovares, de 63 años, cuyo deceso se produjo el 27 de agosto en Florida de Corredores, Puntarenas y otro hombre, de 34 años, murió el pasado 12 de agosto en el barrio San Martín de Siquirres.

Anteriormente, tres adultos mayores , al parecer indigentes, murieron al incendiarse su rancho en La Uruca, el 9 de julio.

#related
En lo que va del 2018, son 19 las víctimas mortales por incendios. Además se han registrado 803 emergencias en estructuras. De ese total, 18 murieron en inmuebles y uno en un vehículo.