GDA . 21 enero

Las llamadas “Comfort foods” son aquellas preparaciones o alimentos que, al consumirlos, nos hacen sentir mejor y consentidos. No importa qué tan pesado esté el día, comer nuestras cosas favoritas siempre nos levantará el ánimo. Cada persona tiene sus propias comidas de confort; sin embargo, algunas de las más populares son el chocolate y los postres en general.

Dulce cacao

Consumir un mousse de chocolate, brownies, galletas o cualquier preparación con chocolate, no solo mejorará su humor, también te traerá beneficios a la salud siempre y cuando los consumas de manera moderada. Recuerda que consumir pequeñas cantidades de chocolate puede ayudarte a prevenir enfermedades cardiacas, y ni qué decir si lo combinamos a la vez con un poco de vino tinto.

Un buen vino

El vino es una gran bebida para relajarse. Las opciones son bastas: puedes acompañar una comida con una copa de vino favorito, quizás maridar su postre favorito o confort food con un tinto o, bien, para finalizar su día y relajarse mientras lee, ve una serie o película o escucha música.

Tómese su tiempo para disfrutar de una copa de su vino favorito acompañado de una buena comida. No es necesario ser un experto para poder gozarlo, además tenga en cuenta todos los beneficios que trae a su organismo. Es un buen antioxidante que ayuda a combatir el envejecimiento prematuro gracias al resveratrol, un compuesto presente en las uvas utilizadas para elaborar el vino.

Aromas que reconfortan

¿Has escuchado sobre la memoria olfativa? Así como hay canciones que recordamos por haber estado presentes en algún momento importante de nuestras vidas, hay ciertos aromas que se quedan en nuestra memoria y los relacionamos con momentos de felicidad y tranquilidad. El olor a galletas que hacía nuestra mamá, el café de papá o las hierbas de olor que usaban nuestras abuelas en la cocina. Son múltiples los aromas que nos pueden resultar reconfortantes y familiares.

La aromaterapia es una medicina complementaria que utiliza aceites esenciales que tienen diversos propósitos como la relajación, concentración o vitalidad. Existen diversos aromas como vainilla, canela, romero o menta perfectos para los amantes de la comida que nos transmitirán sensaciones de bienestar.