Steven Oviedo. 3 agosto
 Matias Almeyda regresó a River Plate a la primera división de Argentina. (AP Photo/Eduardo Di Baia)
Matias Almeyda regresó a River Plate a la primera división de Argentina. (AP Photo/Eduardo Di Baia)

El técnico argentino Matías Almeyda, vinculado con posibilidades en varias selecciones nacionales, ha tenido un mes de muchas declaraciones y el común denominador de todas es que está interesado en todos los proyectos con los que se le relaciona.

Almeyda salió oficialmente de las Chivas de Guadalajara el 12 de junio pasado, luego de haber finalizado en la penúltima posición de la Liga MX con 15 puntos y solo tres partidos ganados.

El estratega fue entrevistado el 8 de julio por la cadena Fox Sports, para consultarle sobre el interés de dirigir a la selección de México, luego de que Juan Carlos Osorio dejara el cargo, y su respuesta fue positiva.

“Hoy que no tengo club, claro que sí —aseguró sobre el deseo de ser entrenador de México, en el programa La Última Palabra—. Soy un entrenador libre. A cualquiera le gustaría, dirigir selecciones importantes es muy lindo, culminar un proceso, hay un montón de cosas por hacer".

En su paso por suelo mexicano, Almeyda se llevó para su casa la medalla de campeón de la Copa MX en dos ocasiones, una de Supercopa de México, una de la Liga MX y su último logro fue la Liga de Campeones de Concacaf en su más reciente edición.

Pese a que muchos medios mexicanos empezaron a plantear que Almeyda es una de las opciones claras para dirigir al Tri, su nombre también empezó a sonar en otras latitudes.

El 20 de julio la cadena TyC Sports conversó con el estratega de 44 años para preguntarle si le interesaría estar al frente de La Albiceleste y nuevamente volvió a decir que sí.

(Video) Erick Lonis se refiere a Almeyda

“Se necesita un cambio que beneficie a nuestro fútbol, tenemos grandísimos jugadores, obvio que hay recambio. Tengo una pasión grande por la selección. El deseo está, aportar un granito de arena”, comentó en TyC Sports.

El nombre de Almeyda figura junto a los de Ricardo Gareca, Diego Simeone, Mauricio Pochettino y Marcelo Gallardo, pero de momento, Argentina nombró de manera interina a Lionel Scaloni junto a Pablo Aimar para asumir los fogueos de setiembre ante Guatemala y Colombia.

“Volver a un Mundial como entrenador es lo máximo; la oportunidad de tener a Messi y jugadores conocidos es bueno”, añadió Almeyda.

Al técnico se le reconoce entre sus logros el regreso del River Plate a la primera división, al ganar la Primera B en el 2012, mismo torneo que ganó con Banfield en 2014.

Doce días más tarde de mostrar interés por Argentina, La Nación conversó con el exfutbolista para consultarle su interés en llegar al banquillo que dejó disponible Óscar Ramírez tras Rusia 2018 y por tercera vez dijo que le parecía atractiva la opción.

“Que se diga mi nombre es todo un orgullo. Es realmente una motivación para mi vida personal. Los proyectos siempre me han gustado cuando la gente puede confiar en mí y me hace una demostración de ese interés, desde ahí yo empiezo a desarrollar mis ideas deportivas, sobretodo con una selección que tiene grandísimos jugadores, que pueden trascender, que ya son respetados a nivel futbolístico mundial”, dijo Almeyda a La Nación.

Un factor interesante a tomar en cuenta es el tema económico, pues las diferencias son abismales al comparar los supuestos salarios de los técnicos de Argentina, México y Costa Rica. Si fuera por el dinero, la Sele sería la opción C.

Matías Almeyda durante su etapa de entrenador en Chivas de Guadalajara. Foto: AFP
Matías Almeyda durante su etapa de entrenador en Chivas de Guadalajara. Foto: AFP

Según publicaciones de la prensa de cada país, en Argentina, Jorge Sampaoli ganaba cerca de $176.000 mensuales, que son casi ¢100 millones; mientras que en México, Juan Carlos Osorio rondaba los $100.000 mensuales, cerca de $57 millones; cifras que serían inalcanzables para la Federación Costarricense de Fútbol.

Además, los tres proyectos deportivos son muy diferentes, pues Argentina tiene que prepararse para la Copa América 2019 y aspirar a ganar un Mundial, algo que no logran desde 1986, cuando Diego Armando Maradona era la estrella.

En el caso de México, las aspiraciones van ligadas a por fin avanzar a su añorado quinto partido en una Copa del Mundo, algo que no han logrado en sus últimos siete mundiales, en los que cayeron en octavos de final.

Por su parte, el proyecto de Costa Rica requiere de un recambio generacional, junto con la clasificación a Catar 2022 como gran proyecto.

Si fuera por afinidad, Almeyda nació en Argentina y ha tenido su carrera reciente en México, por lo que la opción de Costa Rica también parece estar en desventaja desde el punto de vista sentimental.

Otro de los datos llamativos de las declaraciones de Matías Almeyda es que no ha conversado con ningún federativo en ninguno de los tres países antes mencionados y el 3 de julio declinó la opción de dirigir al Al-Rayyan de Catar, con quienes en principio tenía un acuerdo.