Esteban Valverde.   21 marzo
Keylor Navas atendió a los aficionados chapines en el hotel donde se hospeda Costa Rica. Fotografía: Byron de la Cruz.

Keylor Navas desató la locura a su llegada a Guatemala, al llegar este jueves, para disputar el partido de este viernes a las 7 p. m. En ese país centroamericano lo esperaban con mucha expectativa.

En el Aeropuerto La Aurora, varios niños esperaron a Navas luego de que arribara el avión que trasladó al cuadro patrio; ahí el tico firmó autógrafos, también aceptó tomarse fotografías, pese al tumulto que se formó.

Keylor siempre contó con dos guardaespaldas que lo acompañaron y en un trayecto que sus compañeros tardaron segundos en hacer, él duró más de 10 minutos. Nadie quería quedarse sin la oportunidad de tener una foto con el Halcón.

Los mismos personeros del aeropuerto le prepararon un mensaje a Navas y los guatemaltecos encargados de seguridad que colaboraron con la Federación Costarricense de Fútbol también se sacaron fotos con él.

La gente y los trabajadores de la terminal se juntaron con los periodistas y provocaron un verdadero caos.

En el pasillo, el cuidapalos se topó con Marcos Morales, un niño de 12 años que hizo esta semana una campaña para que el arquero lo saludara. Con Morales, Navas se sacó una fotografía, le estrechó la mano y le brindó un autógrafo.

La historia de Marcos fue destacada por los medios chapines, quienes dieron a conocer que se hizo portero gracias a su padre, quien ya falleció. Después encontró en Keylor la motivación para continuar buscando su sueño.

El pequeño dijo que su canción favorita es El portero de Cristo, una que le hizo el artista cristiano tico Noro M.

Otros portaban carteles que decían: 'Mi sueño es estrechar tu mano'.

Navas, atento a los periodistas que buscaban tener una imagen de él, solo pronunciaba: “Cuidado se caen, cuidado con las paredes”.

Después de abandonar el aeropuerto, al jugador lo esperaron en el hotel cerca de 50 personas, quienes con su celular en la mano gritaban: “Keyloooor, Keyloooor”.

El madridista bajó del autobús y la multitud gritó con algarabía.

Los aficionados esperaron con mucha ilusión a Keylor Navas. Fotografía: Salvador Revolorio.

Afuera del hotel Radisson, donde se concentra Costa Rica, la gente continúa con sus camisas del Real Madrid esperando toparse al jugador, debido a que los que estuvieron en su llegada sí pudieron obtener un autógrafo.

Guatemala enloqueció por Keylor y esperan con ansias verlo con el campo este viernes a las 7 p. m.

El guardameta también ha mostrado su cariño por el pueblo guatemalteco, debido a que la semana pasada le envió un video a Fabián, pequeño de cuatro años, hijo del futbolista guatemalteco del Comunicaciones Jean Márquez, quien también lo admira.

“Le pedí un favor a alguien de que si era posible de que Fabián se tomara una foto con Keylor ahora que venía, pero es difícil porque viene con mucha seguridad. Pero esta persona le contó a Keylor y él respondió con un video y fue un bonito detalle”, comentó Jean Márquez, según el diario Prensa Libre.