Otros deportes

Triatletas ‘aficionados’ destacan con tiempos históricos para Costa Rica

Ernesto Espinoza y Valeria Zamora impusieron nuevos récords nacionales en la distancia Ironman, que consta de 3,8 kilómetros de natación, 180 km de ciclismo y 42 km de atletismo

El triatlón amateur de Costa Rica se hizo sentir el fin de semana en Cozumel, México, donde varios ticos compitieron en la distancia de Ironman, la cual consta de 3,8 kilómetros de natación, 180 km de ciclismo y 42 km de atletismo. Los resultados fueron tan buenos que se impusieron nuevos récords nacionales en masculino y femenino, ahora en manos de Ernesto Espinoza y Valeria Zamora.

Espinoza conquistó su categoría (40-44 años) luego de 8 horas, 24 minutos y 30 segundos de competencia; mientras que Zamora fue segunda de la división de 24-29 años al parar el cronómetro en 10 horas, 11 minutos y 57 segundos. De esa forma impusieron las mejores marcas de la historia, según indicó la Federación Unida de Triatlón (Feutri).

La presencia de costarricenses en la isla mexicana se ha hecho casi tradición. La cercanía y las condiciones del evento lo han convertido en uno de los favoritos, apto para conseguir tiempos destacados, como lo hicieron estos deportistas, aunque establecer una nueva marca no era el objetivo principal de ninguno de los dos.

Para Zamora fue incluso sorprendente, porque aunque sabía cuál era el récord anterior, no contempló la posibilidad de superarlo en su debut de full Ironman. En su mente la prioridad era estar en buenas condiciones durante la competencia y llegar a la meta sin complicaciones.

“Uno va cuidándose, al ser tanto tiempo y distancia, uno no puede darlo todo desde el principio o a un ritmo que se salga de las manos, se va tranquila al principio, cuidándose, con la idea de que sí se pueda terminar”, contó desde Cozumel la atleta y odontóloga de 28 años.

Zamora reconoce que las condiciones ayudaron mucho, no solo a ella sino a la mayoría de competidores. En general, comentó, fueron buenos tiempos, muestra de ello es que el triatleta profesional Kristian Blummenfelt, campeón olímpico de Tokio, ganó la competencia general e impuso el mejor tiempo de la historia (7:21:12).

“La natación fue muy rápida, bicicleta igual no hubo viento, no hubo un sol tan sofocante como generalmente es. Más bien nos llovió bastante. Ya en la corrida sí empezó a salir el sol, pero tampoco un sol fuerte. Todo esto ayudó bastante para que fuera más rápido”, destacó.

Espinoza, por su parte, empezó a correr consciente de que estaba cerca de hacer el mejor tiempo, pero antes de eso deseaba ganar la categoría y asegurar el boleto al Mundial de Hawái.

“Sin duda alguna los récords en eventos de larga distancia son muy difíciles de validar ya que no son condiciones controladas y pueden cambiar de un día para otro, de un año a otro, o incluso en el mismo evento, entonces no se puede alardear de ellos, simplemente se toman como son y en este caso fue uno muy bueno gracias a Dios”, analizó el también médico.

Los buenos resultados para el país no terminaron ahí, porque el triatleta Andrés Gutiérrez hizo podio en su primera competencia en la categoría Physically Challengedla, la cual es abierta para personas con una “discapacidad visual médicamente verificada o una discapacidad física o neurológica verificada”.

Brandt, quien tiene solo 35% de movilidad en uno de sus brazos, culminó la competencia en 10:17:20, ubicándose en el segundo lugar.

Fiorella Masís

Fiorella Masís

Periodista con nueve años de experiencia, seis de ellos en la sección deportiva de La Nación. Actualmente se encarga de la cobertura del Deportivo Saprissa y de deportes como atletismo, natación y triatlón. Bachiller en Periodismo de la Universidad Latina y licenciada en Comunicación de Mercadeo de la Universidad Americana.