Otros deportes

Kenia ratifica su dominio en los 800 metros de los Juegos Olímpicos

Los kenianos han encadenado los últimos títulos olímpicos en categoría masculina, con los éxitos en Pekín-2008, Londres-2012 y Rio-2016

Kenia fue la dominadora este miércoles en la final olímpica de los 800 metros masculinos del atletismo de los Juegos de Tokio, con oro para Emmanuel Korir y plata para Ferguson Rotich.

Korir terminó la doble vuelta de pista con un tiempo de 1 minuto, 45 segundos y 6 centésimas, con 17 centésimas de ventaja sobre su compatriota (1:45.23). La medalla de bronce fue para el polaco Patryk Dobek (1:45.39).

Ninguno de los tres ocupantes del podio había logrado nunca una medalla olímpica.

Kenia confirma su dominio en los 800 metros, donde ha encadenado los últimos títulos olímpicos en categoría masculina, con los éxitos de Wilfred Bungel en Pekín-2008 y los de David Rudisha en Londres-2012 y Rio-2016.

A sus 26 años, Korir consigue el principal éxito de su carrera deportiva en su estreno olímpico.

En Mundiales no logró subir al podio y el sexto puesto en los 400 metros de Doha-2019 es su mejor resultado en ese evento.

Su victoria este miércoles fue tras destacarse de un primer pelotón que llegó agrupado a falta de 100 metros, en un desenlace muy ajustado.

Korir había cometido voluntariamente una salida falsa en los 400 metros para preservar fuerzas para estos 800 metros.

Rotich había sido bronce hace dos años en el Mundial y ahora sube un escalón en el podio, a la espera de poder colgarse en el futuro el oro.

Por su parte, el español Adrián Ben (26 años) acabó en quinto lugar, en puesto de diploma olímpica, con un tiempo de 1:45.96. Hace dos años, en el Mundial de Doha, el mediofondista gallego había terminado sexto en esta misma prueba.