José Pablo Alfaro Rojas. 18 febrero
Heiner Oviedo (azul) es una de las cartas de Costa Rica para conseguir el boleto a Tokio 2020.
Heiner Oviedo (azul) es una de las cartas de Costa Rica para conseguir el boleto a Tokio 2020.

Durante cinco días, podrá mirar a una triple medallista olímpica, a un campeón del mundo y a cinco ticos que se juegan su boleto a las justas de Tokio 2020. El Palacio de los Deportes en Heredia se convertirá en la meca del taekwondo de América.

Del 11 al 14 de marzo, Costa Rica será la sede de dos torneos de envergadura mundial: El clasificatorio continental y el Open de taekwondo, competiciones en las que participará la crema y nata de la disciplina en todo el mundo.

Son cerca de 2.000 taekwondistas que, en muchos casos, aspiran a lograr su tiquete a las justas de Tokio y, en otros, acumulan puntos para acercarse a su meta de estar en las justas.

La Federación Costarricense de Taekwondo deberá invertir cerca de $400.000 (¢226 millones) para la organización del evento, pues se financia la participación de más de 60 árbitros foráneos y se planea todo un protocolo para transportar a los atletas desde su hotel hasta el Palacio de los Deportes, adicional a los gastos de preparación del evento y al costo de un show de luces para la inauguración.

Es la primera vez en la historia que la Federación Mundial de Taekwondo aprueba que se realicen ambos torneos en un país centroamericano. No es un detalle menor, pues vendrán a Costa Rica figuras de la talla de la mexicana María del Rosario Espinoza, triple medallista olímpica, y el dominicano Luis Pie, bronce en las justas de Río de Janeiro 2016.

Heiner Oviedo y su perspectiva de cara al Clasificatorio Continental Olimpico Costa Rica 2020.

Posted by Federación Costarricense de Taekwondo on Wednesday, January 29, 2020

También habrá campeones mundiales y deportistas de España, Francia, Brasil, Argentina y de la mayoría de países que son potencia en el mundo. Aunque en el torneo continental solo competirán deportistas de América, pues se juegan la clasificación a Tokio, en el Open habrá taekwondistas de la mayoría de continentes y, en gran medida, figuras de élite.

En el torneo participarán cinco costarricenses, todos con opción de conseguir un boleto a Tokio. Se trata de Katherine Alvarado (categoría -67 kg), el atleta olímpico Heiner Oviedo (-68), Juan José Soto (-68), Neshi Li Lindo, medalla de bronce en los últimos Juegos Panamericanos, y Andrés Molina, quien peleará en la disciplina del para-taekwondo (clase 44 k y 75 kilógramos).

Alvarado empezó a practicar la disciplina a los cuatro años y desde los seis compite internacionalmente. Después de dos procesos fallidos, en los que no pudo clasificarse a los Olímpicos, espera que toda esa experiencia acumulada le permita conseguir su gran anhelo.

La atleta de 31 años reconoce que desde hace dos años desayuna, almuerza y cena taekwondo. Se levanta a las 5 a. m. para empezar su agenda diaria, en la que habitualmente realiza hasta tres prácticas diarias, junto al resto de seleccionados nacionales.

“Ya lo veo con más tranquilidad por la madurez que tengo. Hemos trabajado bastante fuerte y siento que estamos preparados, ahora lo que necesitamos es el apoyo de nuestro país", afirmó Alvarado.

“Deberíamos clasificar un deportista a Tokio, y siendo optimista dos. Hay que pensar en que los equipos que vienen son muy fuertes", explicó Wílmar Alvarado, presidente de la Federación Costarricense de Taekwondo.
Nishy Li Lindo consiguió una medalla de bronce en los últimos Juegos Panamericanos, disputados en Lima el año anterior. Fotografía: AP.
Nishy Li Lindo consiguió una medalla de bronce en los últimos Juegos Panamericanos, disputados en Lima el año anterior. Fotografía: AP.

Competencia. El torneo continental consta de ocho categorías, cuatro por cada género. Cada una estará compuesta por alrededor de 20 atletas y solo clasificará un taekwondista a los Juegos Olímpicos. Es decir, uno en masculino y otro en femenino, en cada categoría.

La competitividad es tan alta, que el público podrá mirar combates entre los mejores exponentes de cada país, principalmente en las fases finales; este certamen clasificatorio se realizará del martes 10 al jueves 12 de marzo, desde las 9 a. m. hasta las 5 p.m.

El viernes 13 y el sábado 14 del mismo mes empezará el otro torneo, el Open de taekwondo, en donde no solo habrá deportistas de América sino de todo el planeta.

Antes, este torneo otorgaba 10 puntos en el ranquin, pero este año el organismo mundial determinó que subiría de categoría, por lo que los taekwondistas podrían ganar 20 unidades; esto quiere decir que se volvió más atractivo para los atletas que buscan el pase olímpico.

La competición comienza a la misma hora pero concluye más tarde, a las 8 p. m.. El costo de la entrada es de ¢3.000 por día y la aspiración de la Federación es que el Palacio se llene todos los días.

“Los aficionados podrán ver finales de grandes campeones del mundo, de campeones panamericanos, en donde se van a lucir porque solo hay dos plazas clasificatorias", explicó Wílmar Alvarado.