Agencia AP. 21 marzo

La llama olímpica llegó a Japón proveniente de Grecia. Lo que sigue son los relevos de la antorcha alrededor del país, que comenzarían el pŕoximo jueves en Fukushima, en el norte del país.

Los organizadores han pedido evitar las multitudes, sin precisar lo que esto significa. Las autoridades de Grecia pararon los relevos en el segundo día y éstos ya no se reanudaron, debido a la gran cantidad de gente que se congregó.

A pesar de la pandemia del coronavirus, los organizadores japoneses y el presidente del Comité Olímpico Internacional Thomas Bach insisten en que los Juegos serán inaugurados el 24 de julio en el estadio nacional de Tokio.

Thomas Bach, presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), mantiene en pie las Olimpiadas. Foto: AFP
Thomas Bach, presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), mantiene en pie las Olimpiadas. Foto: AFP

Bach ha repetido que es muy pronto para tomar una decisión final y dice que está recibiendo consejos de una fuerza de trabajo que incluye a la Organización Mundial de la Salud. Pero ahora ha recibido críticas de deportistas olímpicos activos y retirados, quienes se quejan de que no pueden entrenar, de que los eventos clasificatorios han sido cancelados y de que el caos favorecerá a algunos deportistas por encima de otros.

Y está la cuestión de juntar a 11.000 atletas y personal en la Villa Olímpica y a 4.400 deportistas paralímpicos un mes después.

Llevar la flama olímpica a Japón es un pequeño triunfo para los organizadores y el COI. Su presencia simbólica le puede dar espacio al Comité para posponer los Olímpicos de Tokio, dejando la llama como un emblema de la cita pendiente.

Aquí algunas preguntas y respuestas sobre el futuro de las Olimpiadas:

¿Cuál es la fecha límite para tomar una decisión?

Bach seguramente lo sabe, pero no lo dice. En entrevista con el periódico The New York Times indicó que “la cancelación no está en la agenda”. Eso sólo deja dos opciones: que los Juegos continúen con normalidad o que se pospongan. Jugar sin público parece descartado.

¿Quién tomará la decisión final?

Será tomada en conjunto por el COI, la ciudad de Tokio y el Comité Olímpico de Japón. Son las tres partes que firmaron el acuerdo de 81 páginas de ciudad anfitriona, que indica a detalle todas las opciones de contingencia de los Juegos. El COI tiene la voz principal, aunque tendrá que respetar las sugerencias de la OMS y los intereses del primer ministro de Japón Shinzo Abe. El COI tiene un fondo de reserva de $2.000 millones y un seguro para cubrir las pérdidas. El contrato dice que la terminación del mismo puede ocurrir si, “el COI tiene razones para creer, de forma discrecional, que la seguridad de los participantes en los Juegos está en peligro por cualquier razón”.

Tokio ha gastado de manera oficial $12.600 millones para organizar los Olímpicos, pero de acuerdo con una auditoría nacional, el costo asciende a más del doble.

Así lucen las medallas de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Foto: Reuters
Así lucen las medallas de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Foto: Reuters

¿Cuáles son las críticas?

La más reciente proviene de las federaciones estadounidenses de Natación y Atletismo, las cuales han pedido al Comité Olímpico y Paralímpico de Estados Unidos que abogue para que se pospongan los Olímpicos. En palabras del presidente ejecutivo de la federación de natación Tim Hinchey: “Todos han experimentado disrupciones inimaginables a unos meses de los Juegos Olímpicos, lo que pone en duda la autenticidad de las condiciones de igualdad para todos. Nuestros deportistas soportan una gran presión, estrés y ansiedad; su salud mental y bienestar debería ser su prioridad”.

Otra voz que surgió esta semana fue de la integrante del COI Hayley Wickenheiser, cuatro veces medallista olímpica de Canadá.

“Creo que el hecho de que el COI insista en seguir adelante con tal convicción resulta insensible e irresponsable, dado el estado de la humanidad”, dijo. “Esta crisis es más grande incluso que los Olímpicos”.

Por el lado de Japón, la integrante del Comité Olímpico de aquel país Kaori Yamaguchi le dijo al periódico Nikkei que el COI “está poniendo en riesgo a los atletas”. Yamaguchi es medallista de bronce olímpica en judo.

“Incluso si hubiera una razón que impida que el COI tome esta decisión en este momento, debería dar una fecha límite”, dijo Yamaguchi. El año pasado también criticó a Bach después de que decidió mover de forma abrupta el Maratón fuera de Tokio a la ciudad de Sapporo. Dijo que un cambio tan repentino “no era aceptable”.

Los comités olímpicos de Noruega y Brasil también pidieron que se posponga la justa.

¿Qué tan importantes es el relevo de la antorcha para el COI y los organizadores locales?

Es un símbolo relevante para el gobierno de Japón y el primer ministro. Abe es el premier que más tiempo ha estado en el poder y espera utilizar los Olímpicos para asegurar que la región de Fukushima se ha recuperado después de desastre de hace nueve años. El gobierno ha dicho que éstos son “los Olímpicos de la Recuperación”. Sin embargo, algunos habitantes siguen viviendo en residencias temporales desde el terremoto, tsunami y desastre nuclear del 2011.

Iniciar el relevo en Fukushima también es de gran ayuda para los grandes patrocinadores del COI, Coca Cola y Toyota, que pagan millones de dólares para darle visibilidad a sus marcas en el relevo. Se ha pedido restringir las multitudes. Esto no evita que las imágenes del relevo sean transmitidas diariamente en todo el mundo por televisión. Se espera que Bach esté presente cuando el relevo llegue a Hiroshima el 18 o 19 de mayo.

¿Se han hecho apuestas sobre una eventual suspensión?

Una casa de apuestas de Irlanda tiene la línea 1-7 a que los Juegos no se inaugurarán el 24 de julio. Una encuesta de la agencia de noticias japonesa Kyodo dijo esta semana que el 69,9% de los japoneses encuestados no cree que los Olímpicos iniciarán a tiempo.