Otros deportes

El fuego del bicentenario se avivó con el orgullo olímpico

Atletas destacados en Tokio 2020 se encargaron de trasladar la antorcha de la libertad en lugares simbólicos como San José y Cartago

Costa Rica vive una fiesta, el país celebra 200 años de vida independiente. En medio del regocijo por el Bicentenario, los atletas olímpicos que representaron al país en Tokio 2020 se encargaron de portar con orgullo el fuego que representa la libertad por lugares simbólicos.

Noelia Vargas, junto con su madre Dixiana Mena, fueron invitadas para hacer el acto simbólico de la llegada de la libertad en el centro de San José; ambas portaron la antorcha por la capital y participaron de la actividad cívica.

Esta no es la primera vez que Noelia que es invitada de honor a un desfile, porque en 2019 ella junto con su hermana y su madre fueron las mariscales del Festival de la Luz.

Por otra parte, en Cartago, el que recibió el fuego del Bicentenario fue Kenneth Tencio, quien compartió el privilegio de trasladar la antorcha con el medallista de oro de los Juegos Paralímpicos, Sherman Guity, la nadadora Camila Haase y la taekwondista Neshy Lee Lindo.

De esta forma, el Bicentenario tuvo celebración incluida con homenaje para los atletas que inflaron el pecho de los costarricenses en las últimas justas olímpicas y paralímpicas.

Esteban Valverde

Esteban Valverde

Periodista en la sección de Deportes de La Nación. Licenciado en Periodismo Social en la Universidad Internacional de las Américas. Escribe sobre legionarios.