Fanny Tayver Marín. 16 enero, 2017
Kevin Rivera no quiere retirarse de la Vuelta al Táchira, a pesar de presentar molestias en sus vértebras.
Kevin Rivera no quiere retirarse de la Vuelta al Táchira, a pesar de presentar molestias en sus vértebras.

El espíritu guerrero del joven ciclista costarricense Kevin Rivera no deja de impresionar a los integrantes del equipo procontinental italiano Androni Sidermec.

El corredor de 18 años, oriundo de Pacayas, llegó muy ilusionado a la exigente Vuelta al Táchira, en Venezuela, porque ahí se escribiría su debut en el ciclismo profesional.

Pero en este momento, la promesa que pasó de la categoría juvenil a la pro, pedalea contra el dolor y vive todo un drama en la competencia.

"He sufrido mucho, tengo un problema en la espalda. La bici está bien, pero no sabemos qué es", relató Rivera a La Nación, luego de acudir a la sesión de masaje. Contó que el problema es que hay unas vértebras que no están bien.

"En el equipo me han dicho que en Italia me solucionan el problema, no me han puesto presión, pero estoy un poco triste, porque me siento bien de las piernas y el dolor en la espalda no me colabora".

A pesar de la incomodidad, él aguantará en carretera hasta donde pueda.

"He sufrido mucho, pero no me he rendido. En el equipo me dicen que no me quieren hacer sufrir, que dé hasta donde yo pueda; pero no me quiero retirar", citó.

Y agregó: "Quiero ayudar al equipo en todo lo que pueda, no me voy a rendir. Quiero terminar, ayudar y dar lo mejor de mí hasta donde me den las piernas".

La Vuelta al Táchira comenzó el viernes pasado y terminará el 22 de enero en San Cristóbal.

El Androni Sidermec llevó a Rivera a este evento para que aprendiera y comenzara a rozarse con ciclistas experimentados, que tienen mucho colmillo en carreras exigentes.

La intención del jefe del Androni, Gianni Savio, es llevar despacio a la joya tica, porque en entrevista con este medio, aseguró que el muchacho aún está en proceso de formación y para que realmente dé resultados a futuro, no puede quemarse en este momento.