16 abril, 2010

Panamá (AP). El saltador Irving Saladino le regaló el viernes un momento especial a los panameños al ganar en casa la medalla de oro en salto en largo en la jornada de atletismo de los Juegos Centroamericanos.

Saladino, que le dio a Panamá su primer oro en un mundial de atletismo en el 2007 y la histórica presea dorada en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008, se embolsó el oro con un salto de 8,19 metros, en una noche en que sólo hizo un mal brinco en cinco intentos.

Así, además tumbó la marca centroamericana de 7,77 metros, que el guatemalteco Salomón Rowe había impuesto en 1973.

La plata fue para otro local, Jamal Bowen, cuyo mejor registro fue su primer salto de 7,72 metros. El bronce se lo llevó el hondureño Kessell Campbell, con 7,19.

Saladino dijo que disfrutó competir ante su gente en la nueva pista atlética del estadio Rommel Fernández.

“Me siento más seguro”, dijo “el Canguro”, a quien no le ha ido bien en las grandes competencias desde su hazaña en Pekín.

El panameño prometió redimirse de los últimos fracasos a nivel internacional y buscar un récord mundial.

Panamá también sumó oro en los 100 metros llanos con Alonso Edward, quien hizo vibrar a su país el año pasado al ganar la medalla de plata en los 200 metros llanos en el mundial de Atletismo de Berlín.

Panamá, la principal sede de las justas, también tuvo finales en la natación.

En El Salvador, la otra sede, los locales se quedaron con las dos últimas finales del tiro con arco. El Salvador se llevó las 12 preseas doradas de esta disciplina.

Henry Alfaro se impuso en la ronda olímpica al acumular 1.364 puntos y sumó su quinto oro en los juegos. El hondureño Juan Carlos Estrada ganó la plata y el salvadoreño Erick Menjivar, el bronce.

El Salvador sumó el segundo oro con Miguel Veliz en el recurvo masculino al registrar 1.246 puntos. Su compatriota Luis Franco se llevó la plata y el costarricense Alexander Ramos el bronce.

El Salvador domina con comodidad el cuadro de medallas de los juegos, que se clausuran el lunes.