José Pablo Alfaro Rojas. 23 agosto, 2020
Neuer fue una de las figuras de la final de la Liga de Campeones de Europa. Fotografía: AFP.
Neuer fue una de las figuras de la final de la Liga de Campeones de Europa. Fotografía: AFP.

El duelo de la portería se inclinó a favor de Manuel Neuer, a pesar de que Keylor Navas influyó notoriamente en el primer tiempo, cuando detuvo un remate de cabeza de Robert Lewandowski y un centro punzante desde la derecha.

El guardavallas alemán del Bayern Munich fue determinante en el título de su equipo, pues detuvo dos mano a mano con sello de gol.

El veterano arquero achicó para desviar con su pie el remate de Neymar y luego en el rebote desvió el balón cuando el brasileño trató de asistir a Ángel Di María, quien llegaba desde atrás para cerrar la jugada en el área chica.

Posteriormente, volvió a frenar al PSG, esta vez a Ángel Di María con otro achique.

Fue un partido de alta calificación para el guardameta campeón del mundo, al que su técnico, Hansi Flick, reconoció como una de las figuras del cotejo.

“Fue un partido de alto ritmo y con llegadas a ambas porterías. Tenemos al mejor portero del mundo en Manuel Neuer y nos mantuvo en el partido en ciertos momentos”, aseguró Flick a UEFA.com

En total, el PSG realizó nueve remates, tres a portería, mientras que el equipo teutón disparó en 12 ocasiones, cinco de ellas directo al arco.

En el primer tiempo del enfrentamiento, el club francés fue quien generó las ocasiones más claras para anotar, pero no pudo concretarlas.

Tampoco el Bayern, pues Lewandowki pegó un balón en el palo y luego se topó con Navas, atento para repeler un buen cabezazo, en el 30′.

En el segundo periodo, un descuido de la retaguardia del PSG le permitió a Kingsley Coman anotar el único tanto del cotejo, lo suficiente para que el Bayern amarrara el juego y consiguiera su sexta 'Champions League'.

Coman anotó el único gol del enfrentamiento. Navas no tuvo nada que hacer en la acción. Fotografía: AFP.
Coman anotó el único gol del enfrentamiento. Navas no tuvo nada que hacer en la acción. Fotografía: AFP.

El estratega Thomas Tuchel reconoce que su equipo desperdició las jugadas más claras del juego durante la etapa inicial, lo que al final les costó el título.

"Lo único que nos faltaba era el primer gol. Tuvimos oportunidades y ellos consiguieron el primer gol. Estoy convencido de que si lo hubiéramos conseguido, habríamos ganado este mismo partido 1-0", afirmó Tuchel.

Al final del enfrentamiento, Neuer levantó la Orejona como capitán de su equipo.

“Es difícil aceptar este sentimiento de alegría a tiempo completo. Es un sueño para todos nosotros. Fue una actuación en equipo de todos. Nunca me he divertido tanto jugando con un equipo”, afirmó Neuer a Sky.

El guardavallas del Bayern se despide del torneo con 28 tapadas en 11 partidos y ocho goles recibidos durante la fase final. Keylor disputó nueve cotejos y realizó 23 paradas.