Los seleccionados nacionales no quieren empeñar la clasificación a la siguiente ronda con un mal resultado ante los cuscatlecos

Por: Esteban Valverde 8 julio, 2015

Los Ángeles

Los seleccionados no ponen excusas: la Tricolor no jugó su mejor partido ante Jamaica y le ponen el pecho a las críticas que tienen como tiro al blanco a la defensa.

Los errores fueron puntuales y el 'mea culpa' es el verbo general de un equipo que ve con urgencia replantear algunos aspectos de cara al próximo juego ante El Salvador, el próximo sábado en Houston, Texas.

Giancarlo González, líder de la última línea, explicó que Jamaica planteó un partido para complicar y les salió bien.

"Sé que estos partidos son complicados. Estos equipos buscan dificultar las cosas y hoy les salió. Hubo errores puntuales donde nos anotaron. Es duro empezar la Copa Oro así y nos queda replantear, es bueno que pasen ahora donde esto apenas inicia", dijo el Pipo.

El técnico Paulo César Wanchope fue franco y directo: 'Los errores que se cometieron en los goles recibidos no pueden ser en un equipo maduro como éste, ese es el sin sabor que me queda".

Por su parte, el atacante Joel Campbell considera que no es correcto señalar a algunos jugadores, y sostiene que los fallos y las virtudes son generales.

"Jamaica es un buen rival, lo demostró en la Copa América y hoy acá. Fueron despistes, pecamos como equipo. Si pecamos, pecamos todos y si acertamos igual. Hay que hablar entre nosotros y ver qué fue lo malo y replantear. Tenemos material para salir adelante y lograr la clasificación", señaló Campbell.

El próximo juego ante los cuscatlecos tiene tintes de obligación en un torneo tan corto como la Copa Oro.

El atacante Álvaro Saborío señala que no todo está perdido que las posibilidades de clasificar de primeros siguen abiertas.

"El objetivo es clasificar de primero, tenemos dos partidos donde corregir es lo primordial. Lo de hoy fue un traspié", dijo el 9 de la Sele.

Lea: