José Pablo Alfaro Rojas. 7 abril

Fue un resultado marcado por los contrastes. San Carlos tropezó 0 por 1 cuando tenía la cima en punta de mira, ante la frustración de sus aficionados, que asistieron masivamente al Rosabal Cordero.

La U, en cambio, consiguió un triunfo que deja a Carmelita al borde del descenso, cuatro puntos por debajo en la tabla acumulada, con solo seis por disputar (dos juegos).

Los norteños dejaron ir la oportunidad de alcanzar a Pérez Zeledón para colocarse en la punta con el mismo número de puntos. No sucedió. La ansiedad influyó en el juego de los visitantes, que fallaron en el último pase, regalaron espacios atrás y al final chocaron con pared, cuando el arquero Carlos Méndez se amplió a fondo para repeler las jugadas de peligro.

Álvaro Saborío peleó el balón en las alturas con la zaga académica liderada por Cristian Montero. Fotografía: San Carlos.
Álvaro Saborío peleó el balón en las alturas con la zaga académica liderada por Cristian Montero. Fotografía: San Carlos.

El silbatero señaló el final del duelo y apenas unos minutos más tarde se produjeron unos roces entre Johnny Woodly y los aficionados norteños que abarrotaron las gradas; al parecer hubo, nuevamente, insultos racistas hacia el jugador de la U.

El timonel sancarleño, Luis Marín, pidió disculpas por los reprochables actos y posteriormente Mínor Díaz solicitó sanciones más fuertes para los aficionados que ofenden de esta manera a los jugadores.

“Es un poco cansado, repetitivo. No me cabe en la cabeza como hay insultos racistas. Por dos o tres no podemos manchar el fútbol nacional, pero sí creo que debemos tomar medidas. San Carlos tiene una gran afición, qué lástima que dos o tres vengan a gritar insultos”, agregó Díaz.

Partido intenso. Fue un primer tiempo intenso. La U optó por un librillo inteligente que le permitió salir rápido a la contra después de lograr la primera anotación, obra del delantero Francisco Rodríguez a los seis minutos; recepcionó solo dentro del área y definió, ante el error de la zaga.

El equipo norteño se animó a proponer, aún cuando corrió muchos riesgos atrás.

Por lapsos daba la impresión de que la Universidad estaba más cerca de encontrar el segundo que San Carlos de empatar, a razón de un juego preciso, capaz de abrir la retaguardia del visitante, contra un adversario algo ansioso al aproximarse al frente.

Insistió San Carlos con los centros al área y los trazos largos, repelidos por la zaga liderada por Cristian Lula Montero. Generó sus ocasiones de peligro, pero también se desarmó en distintos momentos, lo que le permitió a los académicos asustar al arquero Marco Madrigal.

En el cierre, con el marcador a favor, la Universidad de Costa Rica se replegó con todo atrás, mientras San Carlos se proyectaba una y otra vez en ofensiva. A veces Diego Madrigal, en otras ocasiones Rachid Chirino, sin la precisión para perforar las redes.

Centros mal ejecutados, disparos desviados y faltas sin sentido dentro del área, nada le salía a los ‘Toros del Norte’, víctimas de la presión.

“Nunca esperamos que nos hicieran un gol tan rápido. El equipo se aceleró, pese a que hizo cosas buenas. No tuvimos la calma para definir las opciones de gol, el arquero de ellos (Carlos Méndez) tuvo buenas intervenciones”, explicó Marín.

La Universidad obtuvo un triunfo de oro. Lo tiene claro el timonel universitario, Mínor Díaz.

“Estamos muy cerca de salvar del descenso, aunque todavía falta. Y por qué no ilusionarnos con la clasificación, si ganamos en el Saprissa tenemos ese chance de estar ahí”, apuntó Díaz.

En la siguiente jornada, San Carlos recibe a Cartaginés, mientras que la 'U' visita el Ricardo Saprissa.