Fútbol Nacional

¡Qué abunden los periodistas innombrables!

Artículo de opinión. Este tipo de de periodistas suelen ganarse el voto de censura de dirigentes y clubes, que optan por evitarlos o cerrarles la puerta

East marcó el segundo para los santistas. Prensa Santos.

Para la dirigencia del fútbol nacional son los villanos, antipatriotas, dañinos para el balompié. Su existencia incomoda, es más, si estuviera en manos de las altas cabezas los sancionan de por vida, los despiden, los mandan a otra profesión.

En ocasiones el odio llega a tanto que hasta si tuvieran el poder los desterrarían de Costa Rica.

Son acuciosos, entran en los detalles, tienen un vínculo diferente con la noticia, casi de noviazgo, siempre están tras ella y ella les coquetea.

En Costa Rica generan tanto impacto que en sesiones de las altas esferas prefieren no tratarlos por su nombre, sino que se les dice: ‘periodistas innombrables’.

De hecho es tal su efecto que hasta se generan votos de censura y muchas veces, non gratos, les niegan declaraciones y les cierran la puerta. Los dirigentes quedan tan ‘resfriados’ que se atreven a rozar el irrespeto a la libertad de prensa con tal de castigarlos.

Otra características de los ‘innombrables’ es que en su teléfono reciben con regularidad mensajes amenazantes, también textos en los que se les hace saber el ‘daño’ que han hecho.

La afición, ese monstruo de mil cabezas, también castiga a los comunicadores ‘innombrables’ , los insultan y se van ‘con todo’ contra ellos.De hecho, critican con fuerza que denuncien incumplimientos de la ley porque eso afecta la industria ‘intocable’, la industria del fútbol.

Por mí que reinen los periodistas innombrables. Qué abunden y que incomoden al que deban incomodar.

No existen sacrificios de notas por bienestar de nadie, no existen intereses de afectar a nadie. Los ‘periodistas innombrables’ simplemente hacen su trabajo; al final, si el resultado de sus reportajes genera reacciones no es por su culpa, sino porque alguna de las partes falló y dejó un portillo para hoy verse en problemas.

El último ejemplo fue el tema de los permisos de trabajo para jugadores; ese es un claro ejemplo de buen periodismo y de cómo los ‘innombrables’ hacen bien su labor.

Esteban Valverde

Esteban Valverde

Periodista en la sección de Deportes de La Nación. Licenciado en Periodismo Social en la Universidad Internacional de las Américas. Escribe sobre legionarios.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.