Por: Cristian Brenes.   2 septiembre

Un trato totalmente desfavorable, cero rentable y en el que ninguno de los dos tendrá rédidos, así se puede resumir el acuerdo que firmaron Pérez Zeledón y Herediano. El empate 1 a 1 únicamente beneficia a Saprissa y Alajuelense.

Morados y manudos terminaron sonriendo al conocer este resultado. La S, golpeada luego de caer en el clásico, se mantiene a tres puntos de PZ, en una jornada en la que pudo quedar a solo uno. Por su parte, la Liga superó a los del sur, se adueñó del segundo lugar y tiene dos unidades más, al culminar la fecha siete.

Los generaleños Bryan Segura (amarillo) y Mauricio Núñez (23) lucharon por la pelota ante el florense José Guillermo Ortiz (derecha), durante el juego que culminó 1 a 1, por la fecha siete del Torneo de Apertura 2018. Fotografía: Albert Marín.

Los rojinegros y en su defecto los tibaseños fueron los grandes ganadores del negocio que se rubricó en el Cuty Monge. Las caras de enojo y frustración de los protagonistas de Pérez y el Team dejaron en evidencia el pésimo contrato que ninguno quería concretar, sin embargo, no fueron capaces de agregar cláusulas más favorables.

Los generaleños tienen un modelo de juego claro y que manejan desde que José Giacone asumió el equipo; bloque compacto en la zona baja con dos líneas de cuatro coordinadas que limitan los espacios en su propio campo y al recuperar la pelota los extremos salen a velocidad y se acuerpan con los dos atacantes.

PZ difícilmente se sale de este planteamiento y en la primera parte ante los florenses lo ejecutaron a la perfección. Cedieron la pelota, se arroparon y fueron un dolor de cabeza por las bandas, principalmente con Jeikel Venegas, un futbolista con mucha dinámica, rápido y con mucho sacrificio. Esteban Espinoza lo sufrió y tuvo problemas para controlar su sector.

La puesta en escena de Pérez tuvo su clímax cuando Yuaicell Wright desbordó, le sirvió la redonda a Venegas y el arquero Daniel Cambronero lo derribó dentro del área para cometer penal en el minuto 15. Anthony López asumió la responsabilidad y puso a festejar a su equipo en el 16'.

El tanto aturdió al Team, que terminó sin encontrar claridad para llegar con propiedad, más allá de tener la redonda. Los dueños de casa fueron férreos en la marca y no pasaron grandes apuros para irse al descanso con la ventaja.

El complemento inició tal cual culminaron los primeros 45, Herediano intentando descifrar el cerrojo y Pérez Zeledón firme acortando espacios. Eso sí, los rojiamarillos al menos con transiciones más rápidas y verticales.

Giacone y sus dirigidos contenían, hasta que se dio un error garrafal en salida, Javier Liendo le regaló la redonda a Yendrick Ruiz, el atacante encaró con el arco abierto y recibió infracción del guardameta Bryan Segura. Nuevamente se señaló la pena máxima, esta vez en el 56' y a favor de los visitantes.

Ruiz tomó el balón y sin problemas llegó a su celebración 95′ en la Primera División. Un verdadero desahogo para el técnico Jaime de la Pava, quien no la pasa del todo bien en el certamen local y las críticas recaen sobre él.

El resultado no cambió más, los intentos de uno y otro no terminaron en nada. Herediano sí concretó en el 89′, pero el tanto fue bien anulado. Empate y decepción en el negocio que alcanzaron ambos.