Fiorella Masís. 9 septiembre
Paulo César Wanchope conversa con Mariano Torres, futbolista de Saprissa. Fotografía: Rafael Pacheco
Paulo César Wanchope conversa con Mariano Torres, futbolista de Saprissa. Fotografía: Rafael Pacheco

¿Qué le dijo a los jugadores en la charla del medio tiempo, pues en el segundo tiempo fue un equipo con más ambición?

Al medio tiempo, lo que hablamos con los futbolistas es1 que había que interpretar mejor el juego, pues desde que se inició el torneo hemos marcado un estilo de juego, pero cuando no se puede, no se puede y había que variarlo. Nuestro estilo es salir jugando, tratar bien la pelota, pero hay momentos en que debíamos jugar en largo y por eso hicimos una variante, porque había que ganar la segunda pelota. A partir de ahí encontramos los espacios, pudimos crear nuestro juego, a partir de ganar la segunda pelota.

Cuando Saprissa falló el penal, Cartaginés tuvo impulso para ir al frente, pero al final el problema de Cartaginés fue la falta de contundencia. ¿Por qué al principio Cartaginés no salía más?

Había que interpretar el juego, sobre todo en este medio campo no se podía porque la pelota se quedaba (por la lluvia que cayó). En el segundo tiempo se varió, pero una vez más creamos muchas opciones de gol y no tenemos esa contundencia. Perdemos el partido, pero objetivamente pudimos haber salido con un punto, era lo justo. A pesar de que el campo estaba complicado, los dos equipos se emplearon bien, trataron de jugar buen fútbol, competimos muy bien los dos, pero salimos con la derrota.

¿Hay desesperación o impotencia por la falta de resultados?

Uno se preocupa y los jugadores también, ellos no pueden bajar la cabeza. Creo que estamos más cerca de encontrar la victoria por la forma en que estamos jugando, pero no desesperarnos, aunque es momento de apretar un poquito en todo. Necesitamos buscar esta victoria a como sea. El juego ante Santos será muy intenso, porque los dos estamos urgidos de sacar los tres puntos. No podemos bajar la cabeza.

En el segundo tiempo pudimos competir, pero necesitamos sacar esta victoria.

Cartaginés tiene destellos de buen fútbol, pero ¿cree que hay carencia de referentes en todas las líneas?

En todas las líneas hay referencias, como Kevin Fajardo, Néstor Monge y Marcel Hernández se está imponiendo.

¿Hay algo más que le preocupa además de la falta de resultados?

Estaba deseando que le pegara a alguien en la rodilla y entrara esa bola, porque daban en el palo. Quería para cambiar un poco la historia. La preocupación mía es que los muchachos no bajen la cabeza, que sigan perserverando, porque hacemos cosas muy buenas, pero falta ese pequeño detalle que lo tienen otros equipos, como Saprissa, que está ahí y logra meter ese gol. Eso no es fácil. Se hacen las cosas mejor que anteriormente, pero necesitamos dar más.

¿A qué se debe la falta de contundencia de Cartaginés?

Competir mejor, nos falta, no es esa decisión en el último cuarto. Desgraciadamente, esto es un proceso, este es un club que ha pasado momentos muy complicados en los últimos dos años, con todo tipo de problemas, y quitarse ese ambiente no es fácil, pero lo estamos haciendo. Los jugadores deben entender que frente al arco deben tener más decisión, más confianza y sacar los partidos, hacer los goles. Desde que iniciamos el torneo, hemos tenido muchas opciones de gol ante cualquier rival. No podemos bajar la cabeza.