Por: Fanny Tayver Marín.   9 abril
Víctor Núñez le dio una voz de aliento a Patrick Pemberton. Fotografía: Rafael Pacheco

Alajuelense se vio mal contra Santos, porque no tuvo capacidad de respuesta ante el sistema táctico de Johnny Chaves.

Fue un mal partido de la Liga y un juego con nota muy alta para los guapileños, quienes se llevaron el triunfo del Morera Soto con goles de Pablo Arboine y Edder Solórzano.

No hubo un solo jugador erizo que destacara, pero dentro de la cancha, hubo dos hombres señalados desde la grada: José Luis Cordero y Patrick Pemberton.

El guardameta cometió un error en el primer gol del Santos.

En el cobro de un tiro libre, Wílmer Azofeifa tocó en corto para que Pablo Arboine le pegara con mucha fuerza al balón y anotara, en complicidad con el arquero erizo que no midió bien ese derechazo.

Popularmente se diría que Pemberton se comió ese gol en el 58', un tanto que incomodó a los manudos.

Patrick Pemberton recibió dos goles en el último partido. Fotografía: Rafael Pacheco

Patrick ya había detenido un tiro libre de Azofeifa y también mostró buena reacción con un rechazo de puños ante un disparo de Solórzano.

Incluso, aunque José Luis Cordero era quien tenía la cinta de capitán en ese juego, fue Pemberton quien asumió el rol de líder.

Al 30', mientras se atendía a un hombre, él reunió a sus compañeros y les habló fuerte, porque Santos hacía y deshacía en la casa manuda y se veía que les hablaba con un tono enérgico.

Los guapileños no solo dominaban el juego, sino que también para terminar de acomodarse y echarse los tres puntos en la bolsa, consiguieron el segundo tanto en el 66', en un contraataque.

Una jugada de pared con Juan Diego Madrigal finalizó en el segundo gol del Santos, obra de Solórzano.

Los liguistas perdieron la paciencia y al 70' le silbaban a Cordero.

"Ellos (los aficionados) están en todo su derecho y ellos pueden hacer y decir lo que ellos gusten. La responsabilidad de nosotros es ganar y jugar bien, así que nos vamos tranquilos sabiendo que tenemos que mejorar", José Luis Cordero.

El principal reproche hacia el volante es que él insiste hacer las jugadas de balón parado, pero no se ve fino.

Contra las cuerdas, el marcador y el poco tiempo que quedaba presagiaban que la victoria santista estaba consumada.

"En esto del fútbol cuesta mucho, nunca se le queda bien a nadie, nunca se le queda bien a la gente, es respetable, pero también somos conscientes de que somos los directos responsables de las cosas. Venimos haciendo un buen trabajo y estamos adentro de la liguilla, así que tranquilos, no nos podemos volver locos", José Luis Cordero.

A partir del 79', cuando Pemberton tocaba el balón se escuchaba a una parte de la afición manuda silbándolo.

Eso fue como una bofetada para él, un golpe que no se lo esperaba y menos en el Morera Soto.

Por solicitud de la televisora, Patrick acudió a la entrevista flash después del juego y en Repretel dijo que le dolía mucho que algunos aficionados lo silbaran.

Después de eso, se refugió en el silencio.

Fue el penúltimo hombre en salir del camerino.

La mayoría de medios de comunicación aguardaban por él, pero no quiso hablar más.

Al pasar por la zona mixta, no pronunció ninguna palabra.

Tan solo hizo un movimiento con su cabeza en señal de que no iba a dar declaraciones.

Él llevaba una procesión por dentro y no sabía ni qué pensar. Así se marchó para su casa, cabizbajo, pero alentado por sus compañeros, quienes le hicieron ver que en muchas ocasiones él es quien ha salvado a la Liga.

"Cuando las cosas van bien el aficionado aplaude y todo, pero hay que darle la mano a Patrick por todo lo que ha hecho en esta institución y los porteros siempre van a tener errores y lo tuvo él, pero hay que darle para adelante. Lo importante es que fue ahorita y no en la cuadrangular", comentó el volante catracho Alex López.

Mientras que Allen Guevara dijo que es normal que la gente se moleste.

"Es que son errores y cuando se pierde en casa, con errores tan puntuales, la afición te la cobra", indicó Cusuco.

José Miguel Cubero considera que los seguidores manudos pagan su entrada por ver jugar bien al equipo y "cuando usted acostumbra a una persona a ganar y ver buen fútbol, piensan que va a suceder eso y al final de cuentas hubo un equipo al frente que nos cerró bien los espacios y nos jugó bien a la contra y al final de cuentas marcaron en los momentos cruciales".

Y agregó: "Hay que saberlo manejar, no podemos volvernos locos porque en otros partidos hemos salido como los reyes o no sé, como cualquiera y al final de cuentas uno no se puede tirar arriba ni tirar abajo, hay que tener esa serenidad, esa calma, pero sabiendo que no era lo que queríamos".

Adonis acuerpa a Patrick

Desde el banquillo de suplentes, Adonis Pineda veía todo lo que pasaba en el juego entre Alajuelense y Santos.

El arquero afirma que en su caso, él está concentrado con la Liga, a pesar de que su representante, Ricardo Cabañas, pide que él juegue el próximo torneo.

"Ya veremos después de que termine el torneo, si la mejor decisión es ir a buscar minutos, o quedarnos aquí. Es una decisión que tengo que tomar tranquilo, con mi representante", afirmó el arquero de 21 años.

Pero de momento, lo que él hizo fue acuerpar a Patrick Pemberton, al ver que su referente no la había pasado nada bien.

"Llegué, lo saludé y no le dije nada, porque yo sé lo que es que a uno le pasen esas cosas y él también lo sabe porque lo ha vivido y lo ha vivido más que yo. Él sabe asimilar esas cosas, es una persona con mucha experiencia y cuenta con mi apoyo", citó Pineda.

"Si en algún momento necesitara de mis consejos, que él vea que le puedan ayudar, yo voy a estar ahí, es un compañero y lo voy a apoyar siempre, voy a muerte con él y uno como portero sabe lo que es que le pasen ese tipo de cosas y hay que seguir trabajando en el día a día, no pasa nada", añadió.

Según Pineda, ese rol de portero a veces resulta ingrato.

"Si en todo el partido se hacen cuatro o cinco buenas tapadas y en una te hacen un gol más o menos ya sos el malo. Eso es lo complicado de esta posición, pero también uno la eligió porque es la más bonita. Uno como portero lo sabe y quiere seguir dando más".

Con los resultados del fin de semana, Herediano se mantiene como líder general, con 39 puntos, seguido ahora por Saprissa, con un punto menos.

Alajuelense bajó a la tercera casilla, con 37 unidades y Santos tiene 36 puntos.

Esos son los equipos que jugarán la cuadrangular y de ahí saldrá el sucesor de Pérez Zeledón como monarca del fútbol costarricense.